Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Samsung abre la mayor fábrica de móviles del mundo en India

La planta puede producir 120 millones de unidades al año y empleará a mil trabajadores en una de las regiones más desfavorecidas del país

Los primeros ministros de Corea del Sur e India en la inauguración de la fábrica de Samsung en Nueva Delhi.

El primer ministro indio, Narendra Modi, y su homólogo surcoreano, Moon Jae-in, han inaugurado este martes la ampliación de la fábrica de Samsung a las afueras de la capital, Nueva Delhi; convirtiéndola en la mayor planta que esta compañía tecnológica tiene en el mundo. La nave duplicará así su producción al tener capacidad para fabricar 120 millones de móviles al año, incluyendo desde los teléfonos de gama más baja hasta los modelos más avanzados de su catálogo, como el Samsung Galaxy S9. El 70% de las 10 millones de unidades que se fabricarán mensualmente estarán destinados al pujante mercado doméstico, según explicó el propio primer ministro del país durante la apertura.

"Este paso apoya a la idea Make in India, además de empoderar a los ciudadanos. Es un motivo de orgullo para el estado de Uttar Pradesh e India", dijo Narendra Modi. Aunque a las afueras de Delhi y conectada a la capital de India por el suburbano, la fábrica se encuentra en la localidad de Noida, que pertenece al estado de Uttar Pradesh; uno de los más empobrecidos del país. Según las estimaciones del gobierno, esta planta dará empleo a mil personas más, aumentando así la plantilla de Samsung, que ya era de 70.000 trabajadores.

Como resaltó el jefe del Ejecutivo, la ampliación de la fábrica es un impulso para su campaña Make in India. El gigante asiático, que cuenta con el mayor crecimiento del PIB del mundo, ha hecho de la inversión industrial extranjera uno de los principales pilares de su política económica. Además de a los mercados occidentales, India busca atraer a socios de la región para mantener un crecimiento económico de más del 7%. Mientras impone tarifas altas a la importación de productos electrónicos fabricados fuera de sus fronteras, India cuenta con cerca de 1.300 millones de consumidores. A la carrera para abastecer a este enorme mercado tecnológico también se ha sumado Apple que, pese a fomentar la concentración de sus líneas de producción, también abrió una fábrica en la ciudad de Bangalore, al sur de India.

Alrededor de 400 millones de ciudadanos indios usan ya smartphones y 320 millones de usuarios tienen banda ancha. Esto, no obstante, solo es poco más de 30% del total de los habitantes del gigante asiático; lo que ofrece un espacio de crecimiento para las compañías de telefonía, que han sufrido la bajada de sus ventas en los mercados occidentales y chino. De esta forma, India también entra en competición con su vecino del norte en la producción de teléfonos. El año pasado, las ventas de smartphones en el país crecieron un 14%, acercándose a los 125 millones de unidades y adelantando así a EE UU como segundo mayor mercado del planeta, solo superado por China.

Más información