Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Narcís Serra sigue imputado por operaciones en Catalunya Caixa

El expresidente y la cúpula de la entidad cometieron presuntas irregularidades en la venta de activos inmobiliarios

Narcís Serra, expresidente de Caixa Catalunya y exvicepresidente del Gobierno.
Narcís Serra, expresidente de Caixa Catalunya y exvicepresidente del Gobierno.

El juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno ha decidido continuar la investigación contra la cúpula de Catalunya Caixa por presuntas irregularidades en la venta de activos inmobiliarios, si bien ha exculpado del caso a una parte de los acusados. El caso se inició por una denuncia del FROB.

Mantiene la acusación contra Narcís Serra, el que fuera presidente de la entidad, José María Loza, primer ejecutivo, Lluis Gasull Amorós, Eduardo Aznar y Joan Valls "porque existen indicios de criminalidad en su participación" en las operaciones inmobiliarias vinculadas con Torca Procam Polska y Vertix Procam Landomus, "conforme a lo expuesto por el ministerio fiscal".

En el auto decide el sobreseimiento provisional sobre Adolf Todó (que sustituyó a Serra como presidente), Joan Güell, Antoni Llarden, Joan Manuel Pla, Josep Alonso Roca, Joan Echaniz, Josep Molins, Monserrat Robute, Francisco Villegas y Josep María Alentorn. El magistrado explica que aunque la venta de los activos, en los que participaron los exculpados, causó quebrantos a Cataluña Caixa, lo hicieron para deshacer posiciones y evitar males mayores a la entidad, ante el derrumbe del sector. Ellos no se vieron beneficiados de las operaciones, tal y como admite el fiscal.

Sin embargo, el juez sí considera que hasta 2008, bajo el control de Serra, se hicieron inversiones "sin previos informes externos independientes y sin análisis exhaustivos sobre la solvencia" de los clientes con los que se invertía. Además, afirma que hubo conflictos de interés porque los activos adquiridos eran propiedad de socios vinculados a los proyectos y la caja soportaba las pérdidas.