Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

FedEx y UPS caen en Bolsa por el temor a que Amazon entre en el negocio de la mensajería

‘The Wall Street Journal’ adelanta que el gigante de venta en línea creará un servicio de paquetería

El logo de FedEx en una pantalla en la Bolsa de Nueva York (EE UU)
El logo de FedEx en una pantalla en la Bolsa de Nueva York (EE UU) AP

Las empresas de mensajería FedEx y UPS (United Parcel Service) han tenido caídas este viernes de entre un 5% y un 3% a lo largo del día en Wall Street la Bolsa americana durante las negociaciones previas a la apertura del mercado ante el miedo de que Amazon irrumpa en su negocio. Según una información adelantada por The Wall Street Journal (WSJ), el gigante de comercio online está preparándose para lanzar en las próximas semanas su propio servicio de paquetería bautizado como "Shipping with Amazon" (SWA), aunque la empresa no se ha pronunciado al respecto.

El servicio se desarrollaría inicialmente en Los Ángeles (Estados Unidos), aunque se prevé que “se expanda de manera gradual a otras ciudades” este mismo año, según ha informado WSJ. La compañía se encargará de recoger los paquetes de terceros que venden productos en su página y los entregará a los clientes. "Amazon planea ganar en precio a UPS y FedEx, aunque la estructura exacta que utilizará para conseguirlo, no está clara", ha relatado el diario.

Amazon busca así disminuir su dependencia de servicios de paquetería como FedEx o UPS, que le dan soporte logístico a la empresa y controlan el 60% del transporte de mercancías en EE UU. Según WSJ el servicio ya se ha probado en Londres (Reino Unido). Con esta estrategia, busca agilizar el proceso de venta acortando los plazos de entrega, reducir sus costes, software de logística y almacenaje, entre otros, para contar con precios más atractivos y evitar sobrecargar sus almacenes.

Amazon, que se ha introducido y compite en diferentes sectores como la industria minorista, la de la alimentación, o la farmacéutica, entre otras, lleva tiempo ampliando su negocio en el mercado de paquetería. En los últimos años se ha expandido en el sector del transporte marítimo en China, ha creado una red propia de conductores y ha invertido 1.500 millones de dólares para impulsar su propia flota aérea con 40 aviones de carga al asociarse con a Atlas y Air Transport Services.

Pese a que Amazon ya envía algunos de sus pedidos en casi 40 ciudades de EE UU, está por ver si la compañía está preparada para enfrentarse cara a cara con firmas establecidas, como lo son FedEx y UPS. Esta última está planeando en invertir 7.000 millones de dólares para mejorar su red de envíos.

Por otra parte, Amazon firmó un acuerdo la semana pasada con Berkshire Hathaway y PM Morgan para crear una empresa de servicios de salud que tiene como objeto reducir los costes de la atención médica y mejorar los servicios ofrecidos a sus empleados en EE UU.

Más información