Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Tensión entre Empleo y los agentes sociales por la formación

Sindicatos y empresarios acusan al Gobierno de no dialogar el reglamento de la reforma de formación, el Ministerio lo rechaza y explica que se ha negociado con ellos

Desde la izquierda, el exlíder de CC OO, Unai Sordo, con su predecesor Ignacio Fndez Toxo, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y la ministra de Empleo, Fátima Báñez
Desde la izquierda, el exlíder de CC OO, Unai Sordo, con su predecesor Ignacio Fndez Toxo, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y la ministra de Empleo, Fátima Báñez

La brecha entre el Ministerio de Empleo y los agentes sociales a cuenta de la formación se ensancha. El Consejo de Ministros ha dado luz verde este lunes al reglamento que desarrolla la reforma de formación que se aprobó en septiembre de 2015. A las pocas horas de conocerse la noticia, la patronal CEOE ha disparado: "Se entiende como una ruptura unilateral de la negociación por parte del Gobierno en materia de Formación".

Poco después se ha sumado UGT: "El Gobierno burla el Diálogo Social y aprueba un sistema de formación insuficiente e inadecuado". Comisiones Obreras, inmersa en la distribución de tareas tras su congreso, no ha emitido ningún comunicado oficial, pero fuentes del sindicato especializadas en la materia se han sumado a la acusación: "Es un menosprecio al diálogo social".

Pero esta vez desde el Ministerio se ha reaccionado con contundencia. Explican que ha habido siete reuniones desde que se ha aprobó la norma hasta ahora y señalan que sindicatos y empresarios tienen el texto desde el 1 de junio, "y todavía no tenemos ninguna observación". "No pueden decir que este texto no se ha negociado. Sí, no está pactado, pero sí que ha negociado", continúan en Empleo.

CEOE en su comunicado solo habla de dos reuniones, "pero en ninguna de ella se abordó el análisis del contenido del citado". También lo hace UGT en suyo. La discrepancia con Empleo está en que los portavoces del Ejecutivo incluyen las conversaciones que hubo en 2015, antes de que el Gobierno entrara en funciones, lo que detuvo entonces la aprobación del real decreto con el reglamento.

En su comunicado, la patronal, que ha sido muy beligerante en este punto con el Gobierno, mucho más que los sindicatos, recuerda que la reforma de la formación de 2015 "se desarrolló, por primera, sin el consenso que históricamente caracterizaba el modelo". A este argumento, Empleo contrapone otro: "Esa reforma salió aprobación del 90% del parlamento".

"Esta nueva norma continúa la senda iniciada con la aprobación de la ley de permitir mayor eficacia y transparencia en la gestión de los recursos públicos. Además, regula el funcionamiento y financiación de las estructuras paritarias sectoriales creadas por la ley", añade el Ministerio de Empleo en su comunicado.