Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los proveedores de Mercadona destinan 377 millones a innovar sus marcas blancas

Las empresas que sirven a la cadena de distribución sacaron al mercado 580 productos nuevos

José Carlos Díez, Juan Antonio Germán, Cristina Garmendia y Carlos Cabrera, durante la presentación del informe.
José Carlos Díez, Juan Antonio Germán, Cristina Garmendia y Carlos Cabrera, durante la presentación del informe.

Mercadona, la mayor cadena de supermercados de España, defiende su innovación. Frente a las críticas que tradicionalmente reciben las marcas blancas por copiar las novedades de los grandes fabricantes, la empresa presidida por Juan Roig sale al paso con un informe donde asegura que para sus marcas propias (Hacendado, Deliplus, Bosque Verde o Compy), sus interproveedores dedicaron 377,5 millones de euros a innovación, de los cuales 85,5 se invirtieron en sacar al mercado 580 nuevos productos.

Mercadona destaca que sus interproveedores -las empresas que le sirven en exclusiva o casi- invirtieron en innovación más que la media del sector, según el estudio El valor de la innovación conjunta, realizado para la empresa por el Institut Cerdà y presentado este lunes en la sede madrileña de la Fundación Cotec. El informe, que analiza la labor innovadora de 90 de los 125 interproveedores de Mercadona entre los años 2012 y 2015, sostiene que en ese periodo estas empresas abrieron 351 líneas de I+D, que llevaron a las estanterías de la cadena 580 nuevos productos (no solo de las marcas blancas de Mercadona, sino que también registraron 51 nuevas marcas propias). En total, destinaron 377,5 millones de euros a innovación. 85,5 de ellos fueron para el desarrollo de esos nuevos productos que, solo en 2015, supusieron 775 millones de euros en ventas, un 13% de la cifra total de negocios de estos interproveedores. Los 292 millones restantes fueron para el desarrollo de nuevos procesos productivos.

¿Han tenido éxito estos nuevos productos? El estudio señala que sí, dado que un 82% de los productos lanzados entre 2012 y 2014 siguen en los estantes un año después de su estreno, por un 24% de media en el sector, según datos de Nielsen de 2013. En este sentido, Mercadona destaca la importancia de sus 12 centros de coinnovación, espacios que dedica en un puñado de sus tiendas para preguntar y escuchar sugerencias de sus clientes. "Cocinamos con ellos, planchamos con ellos, lavamos con ellos. Les escuchamos y aprendemos lo que el jefe (el cliente, en la jerga de Mercadona) quiere y eso nos permite sacar productos de éxito que el cliente compra", según ha explicado Juan Antonio Germán, director general de relaciones externas de la empresa.

De esos nuevos productos, un 42% no existía previamente en el mercado, según el estudio, mientras que el resto son mejoras de productos ya existentes. Como ejemplos de nuevos productos o formatos, Yolanda Cerdà, gerente de Retail del Institut, ha citado los Smoothies de fruta y verdura, el muesli “sin nada”, fruto de la demanda de los clientes, el turrón de chocolate con cacahuete frito y miel, el envase de aceite con dosificador pop-up (la botella cuenta con una boquilla retráctil) o el vinagre de limpieza (fruto de la colaboración entre un proveedor de vinagre alimentario y otro de productos de limpieza). Germán ha subrayado que la colaboración entre los proveedores entre sí y con Mercadona es fundamental en el éxito de esos nuevos productos. Un 23% de los lanzamientos ha sido por iniciativa propia del proveedor y el resto "por petición o en colaboración con Mercadona".

Personal para I+D

Si en 2011 un total de 190 trabajadores de estas empresas se dedicaba al I+D, en 2015 esa cifra llegó a 1.094 trabajadores, lo que supone una media del 2,84% de la plantilla. Para poner en contexto esta última cifra, el estudio señala que en el sector de la Alimentación y Bebidas, el porcentaje de plantilla dedicado al I+D se queda en el 1,09%, según la Clasificación Nacional de Actividades Económicas que publica el INE.

El estudio trambién refleja la valoración positiva que los interproveedores hacen de su relación con Mercadona. Aunque el estudio no da números en este sentido, señala que los proveedores se sienten "satisfechos de formar parte de la cadena de montaje de Mercadona" porque les facilita "un marco de estabilidad que les permite centrar sus esfuerzos en su principal misión: mejorar la gama de productos existente y sorprender al Jefe con productos nuevos". Según Yolanda Cerdà, para los proveedores, la relación con Mercadona "clara y beneficios, aporta un marco de trabajo estable y permite una mayor eficiencia y mayor visibilidad". "Inculca cultura de líder", ha resumido. En este sentido, el estudio recoge que el 79% de los proveedores de Mercadona han realizado innovaciones en los procesos productivos (fabricación, logística o en procesos de apoyo (sistemas de gestión o tecnologías de control). Además, un 72% de ellas han realizado mejoras de carácter organizativo.

La exministra Cristina Garmendia, presidenta de la Fundación Cotec, ha destacado el "efecto tractor de Mercadona sobre las pymes", aspecto que también ha subrayado el economista José Carlos Díez.

Más información