Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Álvarez: “La concertación ha dañado a los sindicatos en los últimos años”

El nuevo líder de UGT marca distancias con su predecesor, Cándido Méndez

El Primero de Mayo se celebrará bajo el lema "Contra la pobreza laboral y salarial. Trabajo y derechos"

Los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo, a la izquierda, y Pepe Álvarez, respectivamente
Los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo, a la izquierda, y Pepe Álvarez, respectivamente EFE

El nuevo secretario general de UGT, Pepe Álvarez, no deja pasar la oportunidad de marcar distancia con el pasado reciente, esto es, Cándido Méndez. Si nada más acabar el congreso habló de que el sindicato debía “hacer punto y aparte con la era Méndez”, hoy ha anunciado un endurecimiento de la posición de su organización en las mesas del diálogo social.

Primero Álvarez marcó distancias con la gestión anterior: “La concertación social ha sido muy positiva, pero creo que en los últimos años se ha convertido en una foto útil para los gobiernos, que nos ha perjudicado a los sindicatos”. Después, en un acto organizado por la Asociación de Periodistas de Información Económica, ha anunciado que UGT va a “cuestionar algunas cuestiones”.

“No tengo voluntad de confrontación, sino de acuerdos con sustancia. Vamos a intentar introducir elementos de control de esos pactos”, ha continuado, una referencia clara al acuerdo firmado por los líderes de los agentes sociales a finales de 2014 en La Moncloa para crear una nueva ayuda a parados de larga duración que quedó muy lejos de sus objetivos iniciales y que se ha renovado recientemente. Estas palabras, lógicamente, marcan distancia con Méndez, pero también apunta a CC OO y a Ignacio Fernández Toxo, dada la estrecha unidad de acción de ambos sindicatos en los últimos años.

“De esto tendríamos que haber despertado antes”, ha comentado. Álvarez llega a esta conclusión después de decir que los sindicatos no forman parte de “las instituciones del Estado, ni formamos parte del sistema”. Incluso ha ido más lejos, “si el sistema se convierte en una rémora que sólo sirve para retroceder en derechos y para poner en la puerta de los juzgados a 300 sindicalistas, será una rémora que no nos sirve”.

Para el exlíder de UGT en Cataluña, estas palabras no suponen criticar a su predecesor. “No estoy criticando la gestión de Méndez porque es la mía propia. Me siento copartícipe de lo sucedido”, ha apuntado diciendo que él ha formado parte de órganos de dirección del sindicato antes de convertirse en su secretario general.

Las palabras de Álvarez han llegado después de que presentara, junto con el líder de CC OO, Fernández Toxo, el Primero de Mayo que este año tendrá por lema "Contra la pobreza laboral y salarial. Trabajo y derechos". En la presentación, ambos sindicalistas han reflexionado sobre la falta de acuerdo para la configuración de un nuevo Gobierno. "Ha faltado generosidad", ha atacado el líder de CC OO, "sería un drama que la campaña electoral repetida discurriese buscando culpables".

Por su parte, Álvarez ha aprovechado la ocasión para mostrar la rotunda oposición" de los sindicatos al Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos, porque, a su juicio, "daña de forma irreversible" los derechos laborales y sociales.