Dos ferias inmobiliarias para acabar la semana comprando una casa

Descuentos, hipotecas gratis y alquileres pagados durante un año son los reclamos de los certámenes de Madrid y Barcelona, que concluyen el domingo

Un hombre mira las ofertas de un stand en una edición pasada de la feria inmobiliaria de Madrid.
Un hombre mira las ofertas de un stand en una edición pasada de la feria inmobiliaria de Madrid.

Descuentos, hipotecas gratis, alquileres costeados durante un periodo de tiempo o visitas virtuales son algunos de los reclamos de la nueva edición del Salón Inmobiliario Internacional de Madrid (SIMA) Otoño para atraer visitantes y posibles compradores. Desde hoy miércoles 23 hasta el domingo 25 de octubre se comercializan más de 5.000 viviendas en el pabellón 1 de Ifema. Casi la mitad sale pone por primera al mercado. “La demanda de viviendas esta recuperándose. Que casi la mitad de la promociones de SIMA Otoño se comercialice por vez primera lo confirma”, señala Eloy Bohúa, director general de Planner Exhibitions, empresa organizadora del evento

La Comunidad de Madrid acapara el 70% de las viviendas que se ponen a la venta durante los tres días de la feria. La capital aglutina algo más del 40% de la oferta de toda la comunidad autónoma, con promociones tanto en el interior de la almendra central como en la periferia. Le siguen Alcalá de Henares y Getafe, que juntas suman casi el 20% de la oferta. La carretera de A Coruña (A6) es otra de las zonas próximas a la capital con más promociones, en especial en Pozuelo de Alarcón. Guadalajara, Toledo e, incluso, Valladolid tienen una destacada oferta residencial gracias a la reducción en los tiempos de desplazamiento y a unos precios finales más competitivos.

La vivienda vacacional, sobre todo en la costa Mediterránea, supone el 20% de la oferta. Costa Blanca (Alicante) y Costa del Sol (Málaga) son los litorales mejor representados al sumar casi el 45% de la oferta residencial de fuera de la Comunidad de Madrid.

Esta misma semana se celebra otra feria inmobiliaria, pero en Barcelona. La decimonovena edición del Barcelona Meeting Point (BMP) reune hasta el 25 de octubre en el pabellón 8 del recinto de Plaza España de Fira de Barcelona a 280 empresas procedentes de 15 países, agentes de la propiedad inmobiliaria, inversores europeos, entidades financieras y grandes fondos de inversión internacionales.

Entre las compañías que acuden a las dos ferias está Servihabitat, que lleva 9.000 viviendas y ciertas ventajas, como un año gratis de hipoteca, la posibilidad de proponer el precio, descuentos de hasta un 25% o hasta cuatro meses de carencia inicial en el alquiler.

Altamira está presente hasta el domingo en la feria catalana con varias promociones de obra nueva. En la provincia de Barcelona comercializa desarrollos desde 65.000 euros; en la de Girona desde 109.000 euros; en la de Lleida, a partir de 86.700 euros; y en la de Tarragona, arrancan en 94.000 euros. Cataluña es uno de sus mercados clave, ya que su cartera inmobiliaria en la comunidad se ha visto muy reforzada tras incorporar los activos de Sareb. En la actualidad, representa cerca del 30% de la cartera total, ya que de los 72.000 inmuebles que tiene bajo gestión, más de 20.000 unidades están en esta comunidad.

Aliseda Inmobiliaria está en Barcelona Meeting Point con una oferta de más de 4.000 activos (viviendas a estrenar o de segunda mano así como oficinas, locales y naves industriales) y descuentos de hasta el 10%.

En esta misma feria Solvia recurre a la realidad aumentada para comercializar sus viviendas. Quienes visiten el stand podrán navegar, interactuar y realizar un recorrido real por el interior de algunas de las viviendas.

Por algo parecido apuesta Gilmar, pero en el salón madrileño SIMA Otoño. Ofrece una visita virtual a una vivienda con unas gafas especiales que incorporan la última tecnología. Las imágenes que visualice el usuario se proyectarán en una pantalla gigante situada dentro del stand. Se centra en sector residencial de lujo en Madrid y Costa del Sol.

En el mercado de segundas residencias en la costa ya no solo importa el precio. Según un estudio de TM Grupo Inmobiliario, que también acude a Sima Otoño, los compradores prefieren recibir sus viviendas amuebladas y equipadas y valoran los servicios de limpieza y mantenimiento de la vivienda que les permitan despreocuparse durante los periodos de ausencia. La relación entre calidad y precio, la buena ubicación con respecto al mar, la solvencia de la promotora y el servicio de la inmobiliaria siguen encabezando la lista de los motivos que decidirían la compra. Más del 75% de los encuestados pasará en su vivienda de la costa una media de cuatro meses al año.

No todas las caras serán conocidas. Por primera vez desde hace más de seis años se presentan alguna nueva empresa.  En esta edición de SIMA Otoño nace Víveme, una nueva marca de un proyecto de gestión inmobiliaria integral focalizado en la gestión, promoción y comercialización de vivienda nueva de calidad. La nueva gestora arranca con una cartera de más de 900 viviendas, en obra y comercialización, la mayoría de ellas situadas en Madrid. El objetivo es entregar, aproximadamente, 2.000 viviendas hasta 2020, gestionando entre cuatro y cinco proyectos nuevos al año. Entre las promociones comercializadas hay precios que van desde 144.000 euros en Ciudad de los Ángeles (Madrid) hasta 449.000 euros en Las Rozas. 

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50