Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Linde pregunta a los bancos por el coste de las ‘cláusulas suelo’

Las entidades comunicarán mañana al Banco de España el impacto en los resultados

El gobernador del Banco de España, Luis María Linde.
El gobernador del Banco de España, Luis María Linde.

La reciente sentencia del Tribunal Supremo en la que condenó al BBVA, Novagalicia y Cajamar a modificar sus cláusulas suelo por falta de transparencia puede tener repercusión en el sector. Todas las entidades deberán entregar mañana un estudio en el que especifiquen el impacto que tendría una posible retirada de las cláusulas suelo en sus cuentas de este año, el que viene y 2015. En concreto deberán fijar cómo quedaría el margen de intermediación (margen financiero) y el ordinario, que incluye las comisiones y las operaciones financieras.

Fuentes financieras consultadas consideran que lo que busca el Banco de España es tener los datos precisos antes de tomar una decisión, como podría ser la supresión de todas las cláusulas suelo. Eso es lo que creen algunos banqueros que está detrás de la declaración del ministro de Economía, Luis de Guindos, el 18 de junio pasado, cuando dijo que el Banco de España vigilaría si todos los contratos hipotecarios cumplían con el auto judicial.

De hecho, en el informe que deben entregar incluyen el número de hipotecas con cláusulas que podrían considerarse nulas si un juzgado las examinara según las condiciones de la sentencia del Supremo. Los bancos desglosarán también qué créditos no tienen cláusulas, cuáles solo tienen suelo y las que tienen suelo y techo.

Además, deberán comentar cuántos créditos hipotecarios tienen con garantía real (avales, locales, etcétera), cuántos con garantía hipotecaria y cuántos están firmados con particulares.

Por último, deberán decir qué política van a seguir con las posibles reclamaciones. La mayoría de la banca ha manifestado que su plan es ir cliente a cliente, analizando la situación particular. Es una forma de evitar quitar todas las cláusulas, que supondría perder muchos ingresos.