Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CRISIS CHIPRE

De nuevo incertidumbre en Chipre ante la votación de la quita esta tarde

Un hombre circula ayer en motocicleta delante de una sucursal del Banco de Chipre en Nicosia (Chipre). Ampliar foto
Un hombre circula ayer en motocicleta delante de una sucursal del Banco de Chipre en Nicosia (Chipre). EFE

Chipre afronta hoy una nueva jornada de incertidumbre ante una sesión parlamentaria programada para esta tarde para votar la versión modificada de la quita, pero cuya celebración está en el aire por no contar con un respaldo claro.

Fuentes del Parlamento aseguraron a Efe que por ahora no se ha decidido su aplazamiento, y que a las 09.00 GMT la comisión parlamentaria de Finanzas se reunirá para estudiar un nuevo borrador del proyecto de ley.

Chipre obtuvo anoche luz verde del Eurogrupo para formular un nuevo modelo de quita de los depósitos que sea menos gravosa para los pequeños ahorradores.

El proyecto inicial preveía un acordar los tramos impositivos.

Para la mañana están previstas una serie de reuniones de la judicatura, los grupos parlamentarios e incluso con representantes del ministerio de Justicia ruso.

El presidente, Nikos Anastasiadis, tiene previsto además hablar nuevamente por teléfono con la canciller alemana, Angela Merkel, y con el presidente ruso, Vladimir Putin.

En Rusia, la decisión de aplicar una quita a los depósitos privados desencadenó reacciones muy críticas y se habló de "confiscaciones" similares a las que se aplicaban en la Unión Soviética.

Más de una quinta parte de todos los depósitos en los bancos de Chipre, que suman unos 70.544 millones de euros, están en manos de ciudadanos rusos.

Partiendo de la base de que no son precisamente pequeños ahorradores, cabe esperar que una mejora de la tasa impositiva para los pequeños depósitos en detrimento de los grandes capitales, provocará reacciones todavía más airadas en Rusia.

Sin embargo, eso no son los únicos frentes que debe afrontar el Gobierno de Anastasiadis de cara a la crucial votación.

Independientemente de que los técnicos logren tener listo un nuevo modelo de quita, el partido centrista DIKO, que respaldó a Anastasiadis en las elecciones, amenaza con votar en contra del proyecto, junto a todos los restantes partidos.

El partido de Anastasiadis, el conservador DISY, y el centrista DIKO solo cuentan con un voto por encima de la mayoría absoluta, con 20 diputados y 9 diputados, respectivamente, en un Parlamento que cuenta con 56 escaños.

Hasta ayer por la mañana parecía que solo un diputado de DIKO ponía en peligro ese respaldo, pero desde ayer por la tarde está en el aire el respaldo de todo el grupo.

En una declaración realizada por la tarde, el presidente de esa formación, Marios Karoyian, habló de un procedimiento "jamás visto" al describir la decisión del Eurogrupo de imponer una quita al ahorro y dejó hoy abierta la posibilidad de un "no" en la votación.

Según la prensa local, DIKO solicita además un compromiso por escrito del Banco Central Europeo (BCE) de que respaldará el sistema bancario chipriota si hay fuga de capitales.