Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Qantas cancela un pedido de 35 aviones a Boeing, valorado en 6.770 millones

La aerolínea australiana perdió 200 millones de euros el pasado ejercicio

El consejero delegado de Qantas, Alan Joyce.
El consejero delegado de Qantas, Alan Joyce. AFP

La aerolínea australiana Qantas ha decidido cancelar un pedido en firme de 35 aviones 787 a Boeing, lo que se traducirá, a precio de catálogo, en una reducción de 8.500 millones de dólares (6.779 millones de euros) en sus inversiones de capital comprometidas para su plan de flota.
La medida se produce después de que la aerolínea australiana anunciara unas pérdidas de 204 millones de euros frente al beneficio de 210 millones registrado un año antes. La empresa atribuye la caída al alto precio del carburante.

La anulación del pedido “sigue los objetivos marcados por el grupo a largo plazo”, según el consejero delegado de Qantas, Alan Joyce. El ejecutivo señaló que el 787 sigue siendo “parte importante del futuro de la aerolínea”, pero justificó la anulación del pedido porque las circunstancias “han cambiado mucho” desde su aprobación hace varios años. Entonces formaba parte del plan a cinco años anunciado por Qantas para reestructurar su flota de aviones de Boeing.

En un comunicado, Qantas aclaró que dicha cancelación no modificará los planes del grupo para el 787-8. Las entregas de los 15 aviones de este modelo que la compañía destinará a su filial Jetstar continuarán con el calendario previsto, cuya primera entrega está fijada para el segundo semestre de 2013. La aerolínea quiere transferir los A330 de Airbus de Jetstar a su flota y retirar los 767 de Boeing de Qantas de manera progresiva.

Qantas ha recibido 114 nuevas aeronaves en los últimos cuatro años y el promedio de edad de su flota es de 8,3 años, la más baja desde su privatización.