Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La juez exime a Deutsche Bank de pagar a sus clientes por la quiebra de Lehman

La sentencia concluye que "no era previsible" la quiebra de estas entidades dados sus elevadas calificaciones

El Juzgado de Primera Instancia número 56 de Madrid ha eximido a Deutsche Bank España de pagar cerca de 3 millones de euros a 30 clientes que demandaron al banco por las pérdidas sufridas por la quiebra de Lehman Brothers y los bancos islandeses, Landsbanki y Kaupthing a finales de 2008, dando así inicio a la crisis financiera, según la sentencia dictada el pasado 6 de junio.

La juez Ana Cristina Lledó desestima íntegramente la demanda presentada por los clientes de la entidad alemana, al considerar que "todos los demandantes compraron con cabal conocimiento los productos adquiridos" y que la quiebra de las entidades "no era previsible", dados "los altos niveles de 'rating' crediticio y de solvencia" que les otorgaban las agencias de calificación.

La sentencia considera que los clientes adquirieron las participaciones preferentes de Lehman Brothers y los bancos islandeses "en función de la rentabilidad del producto" y que eran "perfectamente conscientes de que no estaban contratando un depósito a plazo fijo con seguridad de capital pero a baja rentabilidad".