Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iberdrola firma el primer convenio con los salarios ligados a la productividad

La empresa y los sindicatos, menos UGT, pactan subidas de hasta el 3,5% si se superan objetivos

Iberdrola y los sindicatos CC OO, Sindicato Independiente de la Energía (SIE), Asociación de Técnicos y Profesionales de la Energía (Atype), Unión Sindical Obrera (USO) y la Confederación General del Trabajo (CGT) han firmado en Bilbao el V Convenio Colectivo de la compañía, en el que de manera pionera se liga la revisión de salarios a la productividad. El convenio, cuyo contenido ha rechazado UGT, cuenta con el apoyo del 66,67% de la representación sindical y es el primero de una empresa del Ibex en la que se utilizan estos criterios de revisión salarial. En virtud del mismo, las subidas dependerán del resultado operativo del grupo.

En concreto, los trabajadores de la empresa contarán con un incremento anual del 1%, al que se sumará un 0,5% en caso de que se cumpla el 100% del objetivo fijado para el resultado operativo del grupo cada año, o un 2,5%, hasta alcanzar un máximo del 3,5%, en caso de que se supere el objetivo en un 120%.

En representación de Iberdrola, el acuerdo ha sido formalizado por el director de Recursos Humanos de la compañía, Ramón Castresana, y el director de Recursos Humanos para España, Alvaro Murga. Durante el acto de firma, Castresana ha calificado de "importante" el "cambio cultural" emprendido por la empresa.

El nuevo convenio afecta a 9.000 profesionales, incluidos los 1.200 empleados de las filiales Iberdrola Renovables e Iomsa. Este colectivo disfrutará de la jornada continuada, que se mejora para los próximos años, al ampliar a 39 minutos el margen en las horas de entrada y de salida. Además, la compañía mantendrá la retribución variable ligada a objetivos, de la que ya se beneficia el 100% de la plantilla, y realizará todos los contratos de nuevas incorporaciones con carácter indefinido, como ya hace actualmente. De estos contratos, un 40% corresponde a titulados superiores.

En un comunicado, UGT, que cuenta con una representación del 28% en Iberdrola que le convierte en el sindicato mayoritario, expone los motivos por los que se ha negado a firmar el convenio, entre ellos el carácter "claramente regresivo" de la nueva fórmula por partir de un criterio "unilateral" de revisión. Además, lamenta que no se conozcan ni las variables sobre las que se realiza la revisión ni "quién las define y dónde se publican", y que se mantengan "las desigualdades en las condiciones laborales para los trabajadores y trabajadoras en función de su antigüedad".