Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La primera crisis del euro

Fernández Ordóñez vincula el déficit a las prestaciones del paro

El Banco de España afirma que la reforma laboral es "la más necesaria", también para la consolidación fiscal, y vincula buena parte del déficit al desempleo

El gobernador del Banco de España, Miguel Angel Fernández Ordóñez, ha asegurado hoy que "una parte no desdeñable del espectacular" aumento del déficit registrado en los dos últimos años está directa o indirectamente relacionado con las tendencias del mercado del trabajo y el auge del paro de los últimos dos años. Por este motivo, ha reiterado que la reforma que está negociando ahora mismo la mesa del diálogo social es "la más necesaria" y "fundamental" para el crecimiento y avanzar en la consolidación fiscal.

Sobre el objetivo de reducir el déficit y los nuevos recortes anunciados el fin de semana por el Gobierno hasta el límite del 3% como exige Bruselas, Fernández Ordóñez, ha celebrado que es una "magnífica noticia" la intención de aumentar el tijeretazo en un 0,5% adicional este año y un 1% en 2011, porque permitirá pasar del 11,2% de 2009 a niveles más cercanos al 6% en 2011 y colocar a España "en otra liga". Eso sí, "hay que cumplirlo", ha advertido Fernández Ordóñez. Todo lo que sea acelerar la vuelta a unas finanzas saneadas es, en su opinión, "enormemente positivo" aunque a su vez implique un mayor sacrificio.

Fernández Ordóñez ha hecho esta consideración durante un seminario sobre experiencias en el mercado laboral, organizado por el Banco de España y el Fondo Monetario Internacional (FMI), en el que ha añadido que "evitar que este aumento del desempleo se convierta en estructural facilitaría en gran medida el proceso de consolidación presupuestaria". El gobernador del Banco de España también ha asegurado que "ha llegado el momento de centrarnos en las reformas que se suponen sólo tienen efectos a medio y largo plazo, pero que, vía cambio en las expectativas, pueden proporcionar una inyección de confianza, ingrediente capital para retomar un crecimiento sostenido".

Al respecto, ha insistido en que "la reforma del mercado laboral es la más necesaria de las reformas estructurales", ya que los mercados laborales desempeñan un papel "fundamental" en la buena marcha de la economía, en particular como mecanismo de ajuste ante perturbaciones adversas, además de que su funcionamiento tiene implicaciones para la competitividad y la productividad. Asimismo, ha insistido en que los mercados de trabajo han sido "fundamentales" en la respuesta de las distintas economías a la crisis y ha destacado que pueden desempeñar un papel "crucial en la persistencia de los efectos negativos de la crisis a medio y largo plazo".

Sin embargo, tras recordar que no solo España superó los dos dígitos de déficit ya que, además de Grecia, también Irlanda, Reino Unido y, fuera de Europa, Estados Unidos, han sobrepasado este umbral. "Ese grupo tiene que reducir su déficit", ha subrayado.