Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zapatero insiste en la fortaleza económica de España

Durante la sesión de control, el PP ha recomendado al presidente del Gobierno en que "ponga orden" en el Ejecutivo

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha insistido hoy en defender la "fortaleza" de la economía española, mientras el Partido Popular le ha recomendado en la sesión de control al Gobierno en el Congreso que "ponga orden" en el Ejecutivo ante el cruce de declaraciones entre varios ministros y el titular de Economía y Hacienda, Pedro Solbes.

En la sesión de control al Gobierno en el Congreso, Zapatero se ha enfrentado a varias cuestiones de índole económica, y en todas ellas insistió en defender la marcha de la economía española, además de subrayar que el sistema financiero español ha demostrado que es "fuerte" y "uno de los más sólidos del mundo" y ha sabido afrontar las turbulencias financieras de las últimas semanas.

Según Zapatero, España es, de las ocho primeras economías del mundo, la que "más crece y más empleo crea", además de ser el único de estos países con superávit público, datos todos ellos que, aseguró, no se han conseguido por la herencia del Gobierno del PP. "No hay herencia, sus datos económicos han sido mejorados en todos los parámetros por el Gobierno del partido socialista", replicó Zapatero al líder de la oposición, Mariano Rajoy, además de señalar que a los populares "les cuesta tanto reconocer que la economía ha mejorado como asumir que perdieron las elecciones de 2004".

Para sustentar su tesis, Zapatero recordó las cifras de crecimiento económico, tasa de paro e inversión en bienes de equipo registradas cuando el PP dejó el Gobierno, y las comparó con las actuales, mejores en todos los casos. También subrayó la fortaleza de la economía española y la "solvencia" de su sector financiero, frente a países que, como Estados Unidos, van a padecer "gravísimos" problemas a causa de la crisis hipotecaria.

Rajoy pide orden en el Gobierno

En su réplica al presidente, Mariano Rajoy insistió en que sí existe tal herencia, aunque ahora "se ha acabado", y pidió al presidente del Gobierno que aproveche el tiempo que queda de legislatura para hacer "alguna" reforma económica, en concreto una "urgente" rebaja del IRPF para que las familias puedan llegar a fin de mes.

"No hay nada peor que no querer reconocer la realidad", señaló Rajoy, quien reclamó a Zapatero que se deje de "declaraciones grandilocuentes, como la de decir que España ha entrado en la "Champions League" de las economías mundiales, para que los españoles no piensen "que les toma por ignorantes". El líder de la oposición reclamó al jefe del Ejecutivo explicaciones ante la situación de "incertidumbre" económica, como así la definió, recordó, el propio vicepresidente segundo, Pedro Solbes.

Rajoy aprovechó entonces para reclamar a Zapatero que "ponga orden" en su Gabinete, después de las diferencias que Solbes ha mostrado tener con algunos ministros con respecto a diversas propuestas como las desgravaciones por el alquiler o la gratuidad de la salud bucodental para los niños de entre siete y quince años.

Solbes no comenta la polémica

Solbes no aludió a esta polémica durante su intervención en la sesión de control, a pesar de que el diputado del PP Angel Acebes criticó, durante la pregunta que hizo al vicepresidente, la "falta de coordinación" en la opinión de los ministros ante estas últimas propuestas que calificó de "puro electoralismo". Acebes también ironizó sobre esta cuestión al sugerir que Solbes podría ser el primer ministro de Economía que presenta una enmienda a la totalidad de los Presupuestos.

Por la mañana, en la sesión de control en el Senado, Solbes no sólo rechazó la tesis del PP sobre su "herencia"; incluso aseguró que la herencia económica de esta legislatura será mejor que la que se encontró el PSOE al comienzo de su mandato, pero advirtió a los populares de que "no podrán disfrutarla".