Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El déficit por cuenta corriente de EE UU marca su récord al subir un 25,5% en 2004

El balance alcanza un nivel negativo de 665.900 millones de dólares

El déficit de cuenta corriente de EE UU aumentó un 25,5% en 2004 hasta alcanzar los 665.900 millones de dólares, un nivel récord, según ha informado hoy el Departamento de Comercio.

En el cuarto trimestre del año, el balance registró un récord de 187.900 millones de dólares, un 13,3% más que en el tercer trimestre, cuando el déficit se situó en los 164.700 millones de dólares. El dato es peor que las previsiones de los analistas, que esperaban que el déficit sólo llegara hasta los 181.400 millones de dólares en el cuarto trimestre.

El balance de cuenta corriente incluye el déficit comercial, flujos de capital y transferencias al extranjero como la ayuda externa. El anterior récord fue registrado en 2003, cuando el agujero de EE UU en las transacciones con otros países fue de 530.700 millones de dólares.

A pesar del dólar

El gran culpable de este abultamiento en el déficit de cuenta corriente es el déficit en los intercambios de bienes con otros países, que aumentó de 547.600 millones de dólares en 2003 a 665.500 millones el año pasado, a pesar de la debilidad del dólar.

El incremento constatado por el Departamento de Comercio hizo que el déficit de cuenta corriente fuese equivalente en 2004 al 5,7% del Producto Interno Bruto (PIB), comparado con el 4,8% el año anterior.

El nivel récord de los números rojos de este balance es el responsable de la caída del dólar en los últimos tres años con respecto al euro y otras monedas. Esta pérdida de valor, que abarata las exportaciones y encarece las importaciones, no ha logrado achicar el déficit comercial.

Además, la tendencia no es halagüeña. El Departamento de Comercio constató que el déficit de cuenta corriente empeoró a finales de año. En el último trimestre ascendió a 187.900 millones de dólares, frente a los 165.900 millones del mismo período el año anterior.

También engrosó el agujero en las transacciones con el extranjero en 2004 una disminución en las repatriaciones de beneficios de multinacionales e inversores estadounidenses, que ascendieron a 33.300 millones de dólares el año pasado frente a los 24.100 millones en 2003. Al mismo tiempo, la ayuda externa aumentó a 72.900 millones el año pasado, comparada con los 67.400 millones de 2003.

El superávit en servicios se redujo de 51.000 millones de dólares en 2003 a 48.400 millones de dólares en 2004, según el Departamento de Comercio.

Bush, "preocupado" con la energía

Los quebraderos económicos de la Casa Blanca no sosn sólo con respecto al déficit. Hoy, el presidente estadounidense, George W. Bush, ha reconocido que está "preocupado" por los precios de la energía, especialmente del petróleo, y por el aumento de la demanda

mundial de crudo. "Estoy preocupado por el precio de la energía", ha señalado en una conferencia de prensa, en referencia tanto al precio del crudo, en niveles casi récord, como al del gas natural. El presidente ha insistido en que es necesario poner en marcha una reforma a fondo del sector energético en EE UU, con elementos como el aumento de la producción, la modernización de la red eléctrica y la conservación de recursos.

Más información