Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iberia estudia crear una segunda marca para hacer frente a las compañías de bajo coste

La aerolínea niega que vaya a crear una compañía de 'low cost'

Iberia está estudiando la creación de una segunda "marca jurídica", no comercial, con la que operaría sus rutas de corto y medio radio y que permitiría "abaratar la entrada de nuevos trabajadores", según ha informado hoy el consejero delegado de la aerolínea, Ángel Mullor, que ha precisado que la medida se trata de una propuesta presentada por el Sindicato Español de Pilotos de Líneas Aéreas (Sepla) en el marco de la negociación del nuevo convenio colectivo.

Mullor ha confirmado que en las negociaciones con el sindicato de pilotos, que se encuentran en un estadio aún "incipiente y primario", se barajó la posibilidad de la constitución de una aerolínea de bajo coste integrada en el grupo Iberia, pero esta medida ya ha sido "desechada", dados los múltiples ejemplos de intentos fallidos de introducirse en el mercado de bajo coste de otras grandes aerolíneas europeas y norteamericanas.

No piensan en crear una compañía de bajo coste

Angel Mullor, ha señalado hoy que la aerolínea española no tiene pensado crear una compañía de bajo coste ya que los intentos que en esta dirección se han producido en Europa "han resultado un fracaso" y "desde luego ése no es el camino que queremos seguir".

Mullor, que mantuvo un encuentro con periodistas españoles desplazados a Guatemala con motivo del viaje inaugural de Iberia a este país centroamericano, aclaró que lo que busca Iberia en la actualidad es un incremento de productividad, en clara lucha contra los altos costes que se están dando en el mercado de las compañías aéreas, y destacó que "nuestro crecimiento depende de la productividad".

El incremento de tasas es un disparate

Con respecto al incremento de las tasas aeroportuarias del 3% aprobadas por AENA, Mullor dijo que "es un disparate y en el estado actual de las cosas todos deberíamos apretarnos el cinturón porque no es justo que, mientras las compañías aéreas buscamos fórmulas para reducir costes, AENA, que al fin y al cabo depende de nosotros, no haga lo mismo".

Por su parte, fuentes del SEPLA han indicado que "no es momento de manifestar nuestra opinión al respecto y esperamos un periodo de tiempo razonable para ver cómo van las negociaciones con Iberia".