Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La ola de frío polar será sustituida por otra del Atlántico

Hoy subirán las temperaturas, que volverán a bajar el próximo martes

La ola de frío de origen continental que ha pasado por España será sustituida por otra procedente del Atlántico, más húmeda, pero menos fría. Aunque se mantienen las alertas naranjas por nieve y viento en Vizcaya, Gipuzkoa, La Rioja, Menorca, Castellón, Navarra, Lleida, Girona, Barcelona, Zamora, Almería, Granada, Jaén, Huesca, Teruel, Zaragoza y Canarias, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) destaca que hoy, domingo, subirán moderadamente las temperaturas. El lunes será un día de transición y para el martes se espera otra ola de frío que provocará una nueva bajada de los termómetros.

Ayer, una veintena de coches quedaron atrapados en la fuerte nevada registrada ayer Mallorca y Menorca, considerada la más importante en las Baleares desde 1956. La fuerte nevada caída en Mallorca atrapó a seis personas que circulaban en coche y 10 vehículos se quedaron bloqueados cuando subían a Monte Toro, la mayor elevación orográfica de Menorca. Asimismo, 17 carreteras baleares sufrieron cortes por la nieve.

La nevada bloqueó vehículos en carreteras de las islas Baleares

La nieve complicó el tráfico en carreteras y puertos de montaña y dejó sin luz a vecinos de Girona y Barcelona. Todas las comunidades autónomas se vieron afectadas por los efectos de la ola de frío polar que recorre Europa desde principios de la semana. Al intenso frío y a la nieve se han unido las rachas de viento de hasta 120 kilómetros por hora que rebaja notablemente la sensación térmica.

Además, la nevada obligó a usar cadenas en los puertos de la red principal de Somport y Cotefablo (Huesca), otros cinco de vías secundarias permanecen cerrados y la DGT aconseja precaución si se va a circular por carreteras comarcales de Burgos, León, Cantabria, Granada, Huesca, Navarra y Baleares.

En otros lugares, como Álava, también se produjeron problemas, en especial en la N-622, entre el peaje de Altube y los túneles de Aiurdin, donde varios vehículos cruzados en la calzada causaron importantes retenciones. Un AVE que cubría el trayecto Valencia-Madrid tuvo que trasvasar a más de 200 pasajeros a otro convoy debido a una bajada de tensión en la catenaria, probablemente causada por la meteorología.

En Cataluña, hubo algunas incidencias en el suministro eléctrico en Girona y Barcelona. En cuanto a las temperaturas, en La Vall de Boí, en Lleida, se registraron 22 grados bajo cero, la más baja de toda España. En Madrid, Valencia y otras grandes ciudades se han activado planes de emergencia de los servicios sociales para asistir a indigentes y personas sin recursos, aunque no todos han aceptado ser alojados en albergues municipales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 5 de febrero de 2012