Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La batalla del 25-M

El PP aventaja al PSOE en 9,4 puntos y roza la mayoría absoluta

Un sondeo de la Universidad de Granada otorga al PP el 47% de los votos

El PP rozaría la mayoría absoluta en las elecciones autonómicas andaluzas si se celebrasen hoy ya que los populares conseguirían el 47% de los votos frente al 37,6% del PSOE, según el Estudio General de Opinión Pública de Andalucía (Egopa), realizado por el Centro de Análisis y Documentación Política y Electoral de Andalucía (Cadpea).

El sondeo, que depende de la Universidad de Granada, otorga un 6,3% de los votos a IU, un 3%, a UPyD; y un punto menos al PA. Los resultados de la encuesta, realizada del 1 al 30 de diciembre, no garantizan la mayoría absoluta, pero es "muy probable" que el PP la consiga en función del reparto de votos en las provincias, según avanzó ayer la directora del Cadpea, la socióloga Carmen Ortega.

Todos los líderes suspenden, pero Griñán es el más valorado

Los socialistas obtendrían un 37,6% de los sufragios, e IU, el 6,3%

La diferencia favorable al PP (9,4 puntos) es similar a la estimación de hace un año y cinco puntos inferior al sondeo realizado en verano por este mismo centro, si bien entonces el electorado se enfrentaba a una doble cita (generales y autonómicas) y el escenario ahora es distinto. De hecho, la "no concurrencia" de las andaluzas con las generales puede acarrear una merma en la participación. No habrá "efecto arrastre". El Egopa calcula que estará en un 63,4%, casi 10 puntos menos que en las elecciones de 2008, cuando coincidieron. Lo que está claro es que la ventaja de nueve puntos del PP "se consolida".

El deseo del cambio político en Andalucía es otro de los datos relevantes de la encuesta, al menos así lo revela el estudio, que tiene un error muestral de +/-1,7 para toda la comunidad y que se elaboró con 3.200 entrevistas telefónicas. El 66,8% de los andaluces cree que el PP será el vencedor en los comicios del 25 de marzo, frente el 16,8% que se adjudica la victoria al PSOE. Preguntados por preferencias, el PP también aventaja al partido que ha ganado hasta ahora todas las elecciones autonómicas en Andalucía, en este caso con más de 11 puntos.

El presidente del PP andaluz, Javier Arenas, sigue siendo el líder autonómico más conocido por los ciudadanos (93,5%), seguido del presidente de la Junta, José Antonio Griñán (84,4%), quien ha escalado cuatro puntos respecto al sondeo del verano. El líder de IU, Diego Valderas, se queda en un 52,1%. En lo que respecta a valoración, todos suspenden, si bien mejoran sensiblemente sus notas: Griñán (4,54), Arenas (4,36) y Valderas (4,16). Los líderes nacionales tampoco aprueban: Rosa Díez es la mejor valorada con 4,99 puntos; le sigue Mariano Rajoy (4,67) y Pérez Rubalcaba (4,3).

"El cambio producido en el Gobierno de la nación el pasado 20 de noviembre no se ha traducido en un aumento de confianza en la situación económica", advierten los analistas. Los ciudadanos no perciben que vaya a mejorar ni en la región ni en el país, al contrario, "ha aumentado el pesimismo".

Casi la mitad de los andaluces cree que va a seguir igual de mal. La política económica del Gobierno andaluz tampoco se salva. Aumenta casi 11 puntos el grado de confianza respecto al último sondeo, pero son seis de cada 10 ciudadanos los que confían "poco o nada" en la política de la Junta para salir de la crisis. Las propuestas del PP en el mismo ámbito son valoradas como "buenas o muy buenas" por el 35,2% de los andaluces frente al 30% que las ven negativas.

En general, el Ejecutivo que dirige Griñán genera más opiniones negativas que positivas. El 42,6% de los ciudadanos cree que la gestión es bastante mala o muy mala, mientras que el 43,9 rechaza la actuación de la oposición. Pese a todo, la valoración negativa en ambos casos se reduce relación con el sondeo anterior: ocho puntos en el caso de los socialistas por dos del PP. La falta de confianza en la política llega hasta tal extremo que se cuestiona incluso el funcionamiento del sistema democrático como forma de gobierno. "Es preocupante", subraya Ortega, que pone en relación este dato con la crisis económica y la mala valoración de la clase política.

Las instituciones más valoradas por los andaluces son las universidades (6,73 puntos) y el Defensor del Pueblo Andaluz (5,37). El resto suspende, aunque las peor paradas son las Diputaciones provinciales cuya calificación es de 3,91 puntos.

Como es obvio, el desempleo se mantiene como el principal problema en la comunidad para el 90,5% de los encuestados. Le sigue la marcha de la economía (37,5%) y prácticamente en igual proporción la corrupción, la política y la educación, con poco más de un 20%.

La interpretación del sondeo entre los afectados fue dispar. El portavoz parlamentario del PSOE, Mario Jiménez, saludó el "cambio de tendencia" y recordó que su partido ha "recortado más de cinco puntos" relación con el verano. También destacó que "con estos datos nadie puede hablar de mayoría absoluta" de los populares en los comicios del 25 de marzo.

El líder del PP andaluz, Javier Arenas, dijo lo que suele decir, que valora poco las encuestas y que la más importante es la Encuesta de Población Activa (EPA). Sí señaló que "lo que palpa en la calle" es "mucha preocupación y mucho miedo a que sigan gobernando los mismos en el futuro", junto a la sensación de que "todo el mundo cree muchísimo en las posibilidades de Andalucía".

Por último, IU mostró su satisfacción por su subida ligera y sostuvo que la situación está aún muy abierta y puede pasar de todo de aquí al 25 de marzo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 20 de enero de 2012