Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy se vuelca en seducir a los empresarios del Puente Aéreo

El líder del PP, Mariano Rajoy, se volcó en seducir a los empresarios catalanes y madrileños el jueves, en una cena cordial y distendida que acogió y moderó el conde de Godó en su domicilio. En el ágape, que se extendió desde las 21.30 hasta medianoche, Rajoy se centró en su compromiso de llegar hasta el final con las reformas estructurales y simplificar la Administración.

La cena se daba bajo el marco del Foro Puente Aéreo, que reúne a la élite empresarial de Madrid y Barcelona. Además del anfitrión, acudieron, entre otros, Isidro Fainé (La Caixa), Rodrigo Rato (Bankia), Josep Oliu (Banc Sabadell), Antoni Brufau (Repsol), Salvador Alemany (Abertis), Ángel Simón (Agbar), Borja Prado (Endesa), Antonio Catalán (AC Hoteles) y José Manuel Lara (Planeta). También, el presidente del FC Barcelona, Sandro Rosell, y el del Real Madrid y ACS, Florentino Pérez.

Los empresarios escucharon al líder del PP y apenas hubo preguntas comprometedoras. En ocasiones, se produjeron corrillos entre vecinos, en cuyas conversaciones coincidieron en que el candidato socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba, se equivoca con campañas como la del impuesto de patrimonio. "Desde un principio Rajoy buscó gustar a su audiencia", comenta un asistente.

El momento que todos esperaban fue su opinión sobre el impuesto de patrimonio, reinstaurado por el Gobierno. Rajoy, que a lo largo de la cena transmitió -sin decirlo- la sensación de que está convencido de que ganará por mayoría absoluta, aseguró que no hará campaña con esta cuestión aunque lo presionen, e insinuó que si llega al Gobierno retirará el tributo "siempre y cuando no genere conflicto".

También afloró la cuestión del encaje de Cataluña en España. Varios empresarios inquirieron al líder del PP sobre las relaciones que mantendría su Gobierno con Cataluña, temerosos de que una mayoría absoluta de su formación volviera a reproducir las tensas relaciones que mantuvo el Gobierno de José María Aznar con el Ejecutivo catalán en su segunda legislatura. Además, le preguntaron sobre cuál sería su posición con la pretensión del presidente de la Generalitat, Artur Mas, de pactar un nuevo sistema de financiación para Cataluña. Rajoy tranquilizó a los empresarios y les recordó que Cataluña no es solo CiU, aunque pasó de puntillas sobre la cuestión del pacto fiscal que le plantea el Ejecutivo de la coalición nacionalista.

A la vuelta de Barcelona, Rajoy coincidió en el avión con el actor y director Santiago Segura y el cantante Julio José Iglesias, con los que se tomó una fotografía que luego colgó en Twitter.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 17 de septiembre de 2011