Reportaje:FÚTBOL | Primera jornada de Liga

La estrella no juega

Falcao se queda sin debutar con el Atlético ante Osasuna porque el Oporto tiene de plazo hasta el día 31 para enviar su 'transfer'

Radamel Falcao, el fichaje más caro de un club español este verano y la compra más elevada del Atlético en sus 103 años, no debutará este mediodía en el Calderón frente a Osasuna. Aunque era una de las principales atracciones para las familias rojiblancas que tienen previsto acudir al estadio en un horario tan inusual, el delantero colombiano tendrá que esperar al menos hasta mediados de septiembre, cuando se retome la Liga tras su interrupción por los partidos de la selección española contra Chile y Liechtenstein.

Falcao, al que no le afecta ningún problema físico, no podrá jugar porque el Oporto, 10 días después de cerrar su traspaso por 40 millones de euros más siete variables (Rubén Micael, cedido al Zaragoza y como él representado por Jorge Mendes, fue incluido en el paquete por cinco millones), no envió el transfer, el pase internacional.

Una firma de EE UU presta 21 millones al club al 8% de interés para fichar al punta
Frolán exige un finiquito de cuatro millones para irse y Elías es descartado

El trámite burocrático no cogió desprevenidos ni a los dueños del Atlético ni al cuerpo técnico: Miguel Ángel Gil Marín, consejero delegado y principal accionista (aproximadamente, el 72%, por el 19% de Enrique Cerezo), llevó las negociaciones en persona. "Es un contrato muy complejo, con muchos apartados", argumentan en los despachos. El Oporto exigió al Atlético, entre otros puntos, tener de plazo hasta el 31 de agosto para entregar el pase de Falcao como garantía de pago. "Se sabía y se aceptó, pero, como parecía que la huelga de futbolistas continuaría este fin de semana, creímos que no pasaría nada por aceptar esa fecha", explica un alto cargo del conjunto madrileño.

El acuerdo entre la Liga de Fútbol Profesional y el sindicato de jugadores, el pasado jueves, colocó al Atlético en una situación incómoda. "Después de la expectación generada, del éxito de su presentación, con más de 10.000 seguidores en el campo, alguien tendría que explicar por qué no jugaba Falcao...", prosigue un empleado del club que reclama el anonimato. Las llamadas al Oporto se multiplicaron, pero el presidente de los dragones, Jorge Pinto da Costa, se cerró en banda.

A falta de una solución, tuvo que ser el entrenador, Gregorio Manzano, el que dio la cara: "Estuve hablando hasta última hora de ayer [por el viernes] con el consejero delegado. Estábamos pendientes de que esa situación se hubiera resuelto para contar con él, pero el transfer no llegó". Aun así, Manzano incluyó a Falcao en la convocatoria. El colombiano, que el jueves decidió ejercitarse con los juveniles del equipo B por su cuenta, ya que el viernes debía estar en Montecarlo en el sorteo de la Liga Europa, acudió como uno más a la concentración del plantel. "Es para que entre en la convivencia y en el ambiente de grupo, lo que no ha podido hacer aún", matizó Manzano.

La incertidumbre que rodea al fichaje de Falcao no acaba ahí. Su compra para cinco temporadas provoca interrogantes. Un alto cargo reconoció anoche que una firma estadounidense ha "prestado" 21 millones al Atlético -tiene una deuda de 200- para facilitar la compra del futbolista: "Falcao es 100% del club. Lo que hemos hecho es alcanzar un acuerdo esta semana con una empresa que nos dará esa cantidad, que debemos devolver en los próximos cuatro años con un interés del 8%". Se trataría de un préstamo al consumo más costoso que el bancario.

La misma fuente rechazó que se trate de un fondo de inversión, a los que el club ya recurrió para hacerse con Elías (costó siete millones en diciembre y ayer fue el extracomunitario descartado por Manzano) y Silvio (ocho). El Atlético pagó la mitad de esas cifras. "Lo de Falcao no actúa como un fondo. Nos da la liquidez que nos niegan los bancos con la crisis que hay. Cuando se venda al jugador, si se hace, ellos se llevarán su parte", sostienen en la ribera del Manzanares alegando que esa es la única manera para "ser competitivos".

Mientras se solucionan los papeles de Falcao y en el Atlético se aclaran en la financiación de su fichaje, Forlán continúa sin cerrar su traspaso al Inter. Aunque el acuerdo entre los clubes y el jugador es total, el uruguayo exige el finiquito que le corresponde, ya que le quedan dos años de contrato. La cantidad ronda los cuatro millones y Gil Marín se resiste a pagarlos. "Diego se quedaría entonces en el Atlético, que debería pagarle 4,5 millones netos por temporada. El equivalente a siete brutos. Ellos verán...", advierte el círculo del futbolista.

El resultado de la gestión de la parcela deportiva deja a Manzano con un único punta disponible. Adrián volverá a ser, por tercer partido seguido, el único delantero a mano.

Falcao, en su primer entrenamiento con el Atlético.
Falcao, en su primer entrenamiento con el Atlético.F. ALVARADO (EFE)

Sobre la firma

José Marcos

Redactor de Nacional desde 2015, especializado en PSOE y Gobierno. Previamente informó del Gobierno regional y casos de corrupción en Madrid, tras ocho años en Deportes. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense y Máster de Periodismo de EL PAÍS. Trabajó en Starmedia, Onda Imefe y el semanario La Clave.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS