Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Elecciones municipales

El PSOE denuncia al juez un fraude en el voto por correo en La Carolina

Los socialistas acusan al PP de ofrecer dinero y trabajo a cambio de sufragios

El PSOE de La Carolina (Jaén) ha decidido llevar ante el juez, la Guardia Civil y la Junta Electoral de Zona tanto las sospechas como las pruebas que dice poseer sobre un presunto fraude en el voto por correo en la localidad del que responsabiliza al Partido Popular. Los socialistas aportan grabaciones de vecinos de La Carolina que presuntamente prueban las promesas de hasta 500 euros o de contratos de tres meses en el Ayuntamiento a cambio de los votos para los populares. El PSOE reclama la retención de estos sufragios.

La Subdelegación del Gobierno en Jaén informó ayer de que el porcentaje de voto por correo en La Carolina (15.880 habitantes) supera el 18% del censo electoral, es decir, casi uno de cada cinco votantes ha elegido esta opción. Un porcentaje que la candidata socialista, Ángeles Férriz, calificó ayer de "escandaloso e injustificado", si se tiene en cuenta que la media del voto por correo en la provincia es del 2,15%. También supera ampliamente al registrado hace cuatro años, del 12,04%, muy por encima del 2,44% de Madrid, 1,98% de Sevilla, 1,70% de Córdoba, o de Getxo (Vizcaya), que con el 4% fue la ciudad mayor de 50.000 habitantes que siguió a La Carolina en la lista de voto por correo.

El uso de la vía postal en la localidad es nueve veces mayor que en Madrid

Férriz aporta como prueba cintas con conversaciones grabadas por vecinos

En la denuncia interpuesta por el PSOE se presume que miembros del PP y trabajadores del Ayuntamiento vinculados a ese partido incurren "de forma vergonzosa en la compra de votos". "Y lo hacen", añade la denuncia, "aprovechándose de las personas mayores y de la necesidad que en estos momentos están pasando algunas familias sin recursos económicos". Según los socialistas, la situación se produce de manera "escandalosa" en el colectivo de etnia gitana, en el que suponen que ha votado por correo en un 90%. Férriz sostiene que a los vecinos se les ofrecía en primera instancia 80 euros por su voto, pero que a ella han ido familias que le han pedido 300 euros para cambiar su voto.

"Estamos ante presuntos delincuentes que aspiran a gobernar el pueblo", enfatizó Férriz, que fue desalojada de la alcaldía en noviembre de 2009 por una moción de censura que apoyaron el PP y los dos grupos independientes, a los que también responsabiliza de esta situación. La candidata socialista sostiene que desde su salida de la alcaldía la plantilla del Ayuntamiento ha pasado de 260 a cerca de 500 empleados municipales. "Tenemos ciertos indicios para creer que estas personas contratadas en estos últimos meses, así como algunos de sus familiares, han solicitado el voto por correo a cambio del contrato de trabajo".

Así las cosas, los socialistas han pedido a la Junta Electoral que investigue de urgencia todas las irregularidades denunciadas. "Sería escandaloso que nadie investigue estos hechos", exclamó la candidata socialista, para quien esta "práctica repugnante" no es sino la continuidad del "sistema caciquil" instaurado en La Carolina en los casi 40 años en los que estuvo de alcalde Ramón Palacios, derrotado por Férriz hace cuatro años.

El alcalde y candidato del PP, Francisco Gallarín, niega estas acusaciones y acusa a los socialistas de recurrir también al voto por correo entre afines de diversas empresas, residencia de ancianos o contratados del Proteja. "Hay una empresa que está haciendo entrevistas de trabajo a los que han llevado su currículo a la sede del PSOE", indica. Pero la candidata socialista insta al PP, y a sus socios de gobierno, a irse a los tribunales si tienen alguna prueba de que están comprando votos por correo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 19 de mayo de 2011