El Gobierno denuncia la conducta de acoso de Rus a los discapacitados

El Ministerio de Sanidad y Política Social detecta infracciones

Una entidad del Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad -la Oficina Permanente Especializada (OPE) del Consejo Nacional de Discapacidad- considera que el presidente de la Diputación de Valencia, Alfonso Rus, mostró una conducta de acoso hacia los discapacitados en los comentarios que vertió hace dos semanas en un acto público.

Al inaugurar un parque no adaptado en Ontinyent, Rus llegó a bromear con la idea de que las personas con movilidad reducida bajaran al jardín y a unas instalaciones deportivas, situadas en el lecho del río Clariano, ayudados de cuerdas.

La OPE, en respuesta a una queja planteada por el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi) considera que Rus pudo cometer una infracción muy grave de la Ley de igualdad de oportunidades, no discriminación y accesibilidad universal de las personas con discapacidad "tanto por los comentarios y la actitud demostrada como por la repercusión que tiene para todas las personas con discapacidad al transmitir una imagen negativa de dichas personas".

El presidente de la Diputación dijo que la polémica se debía a las elecciones

También observa una infracción grave "por el incumplimiento de las normas de accesibilidad en la construcción de una instalación deportiva".

La oficina recuerda que es responsabilidad de la Generalitat "el inicio y resolución de un procedimiento de infracciones y sanciones" por haberse producido los hechos denunciados en una población de la Comunidad Valenciana. Por ello, el expediente informativo abierto por la OPE se remitirá, no solo a la Comisión Permanente del Consejo Nacional de la Discapacidad, sino también a la consejería de Bienestar Social, "con el fin de que inicie las actuaciones oportunas en materia de infracciones y sanciones".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El Cermi a nivel estatal ya censuró las manifestaciones de Rus. Consideró "gravemente ofensivas contra la dignidad y los derechos de las personas con discapacidad" la actitud que mostró el presidente de la Diputación, al dirigir "burlas y bromas hirientes faltas de toda consideración" hacia las personas con discapacidad. "Además de promover infraestructuras comunitarias que incumplen la legislación vigente en materia de accesibilidad, lo cual implica una grave responsabilidad política y jurídica, Alfonso Rus se permitió zaherir a las víctimas de estos hechos discriminatorios", indicaron en un comunicado.

Estos hechos también fueron criticados por Cermi en la Comunidad Valenciana. Ayer, su responsable autonómico, Joan Planells, indicó que estudiarán la respuesta dada por la Oficina de la Discapacidad para, en su caso, "tomar las iniciativas necesarias" dirigidas a pedir responsabilidades por el comportamiento del presidente de la Diputación de Valencia.

Tras el revuelo que se levantó por las declaraciones de Rus, el presidente de la institución provincial indicó que todo era fruto de "la inminencia electoral". Subrayó su "respeto escrupuloso" hacia todas las personas con discapacidad y criticó la "manipulación" que se hizo de sus palabras. "En cuanto un colectivo de discapacitados se acercó a preguntarme por qué la senda no era accesible para ellos me comprometí a realizar un estudio (...) para atender sus demandas y si era necesario, instalar un ascensor", comentó.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS