Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP compara la comisión del accidente del metro con la del 11-M

La propuesta de Esquerra Unida perseguía unos objetivos tan modestos que, si no se aceptaba mantener el nombre de la estación de Jesús, en Valencia, donde el peor accidente de un metro en Europa se cobró 43 vidas en julio de 2006, en lugar de pasar a denominarse estación de Joaquín Sorolla, como ha decidido Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana para indicar su cercanía a la nueva estación del AVE, compaginara los dos. "Se podría llamar Jesús-Joaquín Sorolla o Joaquín Sorolla-Jesús", sugirió el diputado Lluís Torró, apoyado por los socialistas y Compromís.

El diputado de Esquerra Unida compartió con la socialista Mercedes Sanchordi y Mònica Oltra, de Compromís, las críticas a la actitud del Consell al no asumir responsabilidades políticas por el descarrilamiento y al presidente Francisco Camps, por su ninguneo de las víctimas. Toda la oposición criticó la comisión exprés que el PP abrió y cerró en las Cortes tras la tragedia sin hallar responsabilidades.

La diputada del PP Verónica Marcos cargó con todo. Acusó a la oposición de "carroñerismo parlamentario" y afeó a los grupos que se oponen al PP que les parezca mal que se cierre la comisión del metro "mientras les parece bien cerrar comisiones cuando hay terroristas de por medio". La diputada aludía a la investigación de los atentados del 11 de marzo de 2004 en Madrid, sobre la que ciertos sectores de la derecha sustentan todavía teorías conspiratorias. Torró se limitó a calificar de "mal gusto" la comparación.

Leyes que decaen

Poco antes, la comisión de Obras Públicas de las Cortes Valencianas, donde se produjo el debate, había aprobado el proyecto de Ley de Movilidad, con la incorporación de una cuarentena de enmiendas. La oposición expresó su protesta por el hecho de que ese proyecto haya terminado su tramitación para decaer junto a la ley de custodia compartida y la de servicios de extinción, ya que el PP ha renunciado a convocar un "pleno escoba" antes de que se termine la legislatura.

El socialista Francesc Signes acusó al consejero de Infraestructuras, Mario Flores, de "poca habilidad negociadora" y atribuyó al "desprestigio" de Camps la incapacidad del PP para sacar adelante leyes que planteó por procedimiento de urgencia y que han soliviantado a diversos sectores. Mònica Oltra, de Compromís, comentó: "No hacen el pleno porque no quieren". Torró renunció a defender sus enmiendas en señal de protesta.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 15 de marzo de 2011