Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia Nacional frena el intento de Interior de expulsar a 16 saharauis

Los magistrados deben resolver aún si paralizan el proceso de repatriación

La Audiencia Nacional paralizó ayer la expulsión de 16 saharauis llegados en patera a inicios de mes a las islas Canarias y cuya petición de asilo fue rechazada por las autoridades. La Sala de lo Contencioso-Administrativo ordenó al Ministerio del Interior que no repatriara a estas 16 personas hasta haber tomado una decisión, y lo hizo muy poco antes de que partiera de Las Palmas a El Aaiún, en el Sáhara Occidental, un vuelo en el que se podía haber embarcado a los solicitantes de asilo. Un portavoz de Interior aseguró ayer que no había ninguna intención de expulsarlos antes de que se pronunciara la Audiencia.

El pasado 5 de enero llegaron a la isla de Fuerteventura 22 saharauis a bordo de una patera, con la intención declarada de refugiarse en España de la persecución marroquí tras el desalojo del campamento de Agdaym Izik. El Gobierno admitió a trámite las solicitudes de cinco de ellos y rechazó la de los 17 restantes. 16 de estos últimos (en principio fueron 15, pero ayer se sumó uno más) recurrieron ante la Audiencia esa decisión y pidieron que se paralizara cautelarmente su expulsión.

Los jueces decidirán sobre este último extremo en uno o dos días, y se pronunciarán más tarde sobre la denegación de la admisión a trámite de la solicitud de asilo. Sin embargo, ayer se apresuraron a frenar la posible devolución de los saharauis antes de su dictamen. La policía los había trasladado de Fuerteventura al Centro de Internamiento de Barranco Seco, en Las Palmas. Los decretos de expulsión les habían sido ya notificados, y varias fuentes señalan que los iban a embarcar en un avión a mediodía. Interior lo niega, y un portavoz señala que, aunque la Audiencia no se hubiera pronunciado ayer, el ministerio habría en todo caso esperado a su dictamen antes de expulsarlos, porque hacer lo contrario vulnera la ley.

"Persecución individual"

Sobre el traslado de los solicitantes de asilo a Las Palmas, Interior afirma que es irrelevante a efectos de la expulsión. La Comisión Española de Ayuda al Refugiado, cuyos abogados defienden a los saharauis, denunció el martes que iban a ser trasladados y eso vulneraba el artículo 22 de la Ley de Asilo, que impide la repatriación de los solicitantes de asilo que hayan recurrido la inadmisión de su petición. Se da la circunstancia además de que la identidad de algunos ha sido difundida por medios marroquíes, lo que los podría convertir en objeto de represalias.

El presidente Zapatero dijo ayer en el Congreso que ser saharaui no es condición suficiente como para ser aceptado automáticamente como asilado, y que, en cualquier caso, los solicitantes no han podido en este caso acreditar que hayan sufrido "persecución individualizada", como exige la legislación española e internacional. A preguntas del PNV, en la sesión de control, el líder socialista defendió además que se han cumplido todas las garantías del Estado de derecho. Las solicitudes de asilo fueron rechazadas por ser "contradictorias" e "insuficientes", dos de las razones que recoge la ley.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 27 de enero de 2011