Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Guardias civiles acusan al Gobierno de "represor"

Agentes encapuchados de la asociación mayoritaria denuncian represalias

Encapuchados y con tricornio, tres agentes de la Guardia Civil, miembros de la asociación mayoritaria en el cuerpo, la AUGC, denunciaron ayer la "represión" y "feroz persecución" a las que, a su juicio, les está sometiendo el Gobierno a base de expedientes disciplinarios en represalia por sus manifestaciones públicas contra la gestión del Ministerio del Interior.

"Lo que estamos haciendo hoy es solo la escenificación de la situación a la que nos ha empujado un Ejecutivo", aseguraron durante la conferencia de prensa. "En 2008 y desde 2004 llevábamos 150 expedientes disciplinarios abiertos y este año nos han puesto otros 100, diez en las últimas tres semanas", denuncia un dirigente de la AUGC. "Estas cifras no son comparables a ningún otro sindicato o asociación policial. Por ejemplo, el SUP [Sindicato Unificado de Policía] tiene unos 15 en los últimos cinco años".

En la asociación están convencidos de que la proliferación de expedientes disciplinarios, en algunos casos con la suspensión de empleo y sueldo durante seis meses, obedece a una política de "represión" por parte del Ejecutivo. "El Gobierno nos prefiere callados, pero ¿por qué no vamos a poder decir que un guardia civil que trabaja 166 horas al mes cobra menos que un policía, que trabaja 144?", añadió un dirigente de la AUGC que prefiere ocultar su nombre.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 1 de diciembre de 2010