Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La consola busca más jugadores

Los videojuegos se han convertido en una industria tan potente que en muchos países, como España, el gasto en videojuegos es superior al que se destina a DVDs o a ir al cine.

Nintendo revolucionó con su consola Wii este mundo al acercarse con juegos sencillos a quienes nunca soñaron en manejar una PlayStation o una Xbox.

Pero los avances de esta industria no se han limitado a mejorar los escenarios y la complejidad de los géneros. Este año, la batalla se centra en ofrecer al jugador un sistema de control de la consola más amigable. Sony apuesta por el telecomando inlámbrico Move, a la estela de Nintendo. Microsoft, por su parte, lanza Kinect, un telecomando sin botones, donde los movimientos del jugador, captados por una cámara, transmiten las órdenes pertinentes a la consola. Sony ha publicado en la web de lanzamiento de Move una animación donde se ríe de aquellos que pretenden abandonar los botones para jugar. Veremnos quién tiene razón. Otro nuevo gancho, el 3D.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 30 de septiembre de 2010