Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Camps: "Pagué los trajes en metálico" El Bigotes: "Se los prestamos para fotos"

Las pruebas contra el presidente valenciano son numerosas y concluyentes

El Partido Popular intenta desde hace meses anular el proceso judicial abierto a una trama de corrupción masiva que, según la investigación, contó con la ayuda interesada de alcaldes, consejeros, diputados, presidentes autonómicos, y el ex tesorero nacional de la formación conservadora.

Desde que estalló el escándalo, Federico Trillo, encargado de diseñar la estrategia para invalidar dos años de investigación policial y judicial, ha insultado a jueces, fiscales, policías, peritos de la Agencia Tributaria y de la Intervención General del Estado y a varios ministros del Gobierno. Trillo ha presentado recursos e interpuesto diversas querellas para impedir que continúe el proceso a la más extensa trama de corrupción vinculada a un partido político que se ha conocido en la historia reciente de España.

La investigación judicial ha desmontado los argumentos del PP a favor de la inocencia de sus altos cargos. El PP mantiene su batalla contra los tribunales a los que acusan de ocultar pruebas que favorecen a los imputados. Pero en el sumario, las pruebas contra los dirigentes de una decena de gobiernos del PP son numerosas y concluyentes.

CRESPO A UN ABOGADO "Si se hizo los trajes, los habrá pagado él"

El PP sostiene que el juez Baltasar Garzón no remitió al Tribunal Superior de Justicia de Valencia una conversación grabada en la cárcel que favorecía al presidente Francisco Camps. La conversación en cuestión, de febrero de 2009, entre el abogado Ignacio Peláez y el número dos de la trama corrupta, Pablo Crespo, decía así:

Ignacio Peláez: Lo que sí que me pregunta es que afecta indirectamente, que ya te explicaré, que es el tema maldito de las facturas, famoso de los trajes de Camps, lo que yo no me puedo creer que sea de forma directa, que sean trajes para Camps, una cuota general.

Crespo: No creo, lo veo prácticamente imposible que haya alguna factura que especifique el nombre de Paco Camps.

Peláez: Era un encargo y que se pagaba mensualmente y punto, ¿no?

Crespo: Yo creo que Camps, si se hizo trajes allí, los habrá pagado él, de su bolsillo, otra cosa es que apareciera algún listado porque eran clientes que los llevaba Álvaro, igual que podía aparecer yo, que me he hecho trajes allí también, porque Álvaro le ha llevado muchos clientes a este señor, a José Tomas.

PÉREZ A LA MUJER DE CAMPS "El regalo de tu hija es el más especial de todos"

Esta conversación no se remitió al Tribunal Superior de Justicia de Valencia y se conoció mucho tiempo después, cuando el juez Antonio Pedreira levantó el secreto sobre una parte del sumario. Como tampoco se remitieron otras conversaciones grabadas por orden judicial que tenían mucha más fuerza probatoria del cohecho impropio cometido supuestamente por Camps, como la mantenida por Álvaro Pérez, El Bigotes, con Isabel Bas, mujer del presidente valenciano el 5 de enero de 2009:

Álvaro Pérez: Te tengo que mandar un manual de instrucciones, que soy un llorón. Tú no me pongas mensajes ni hostias y menos tan bonitos, que no se puede.

Isabel: No te puedes imaginar la expectación que hay...

Á. P. Vale, vale.

I. Ha llegado a mediodía, y entonces los niños querían abrirlo, y no, que no estaba Paco, y entonces me he venido aquí y cuando ha llegado Paco, están como locos.

Á. P. No, no. Esta noche, esta noche es lo bonito.

I. Hay un ambiente y claro...

Á. P. Bien, bien.

I. La caja tiene una pinta...

Á. P. Ya me conoces.

I. Me va a tumbar los Reyes.

Á. P. Lo que más ilusión me ha hecho es lo de las chicas, o sea, el tuyo y el de tu hija.

I. ¿Sí?

Á. P. Vale, ¿y el de tu hija? Dile a tu hija que el de ella es el más especial de todos porque he hecho para la gente que quiero mucho, que son poquitos, he hecho, lo he diseñado yo... Pero el de tu hija es diferente a todos los demás, ¿vale? Por una razón que ya te explicaré, ¿vale? Pero está diseñado por mí, ¿vale?

I. Vale. Vale, pero de verdad te lo digo que el mensaje es cierto.

EL BIGOTES A CORREA "Compré trajes para sesiones de fotos a Camps y luego me los devolvió"

Otra conversación del 22 de enero de 2009 desmiente las afirmaciones de Pablo Crespo en la cárcel. Su jefe, Francisco Correa, y Álvaro Pérez, quien supuestamente hacía los regalos al PP valenciano, hablan de los trajes de Camps.

El Bigotes asegura que, en realidad, los trajes los paga la trama corrupta pero se los dejan al presidente valenciano para sesiones de fotos.

Á. P. No, con otra cosa más complicada, pero no hables por teléfono, tío, te lo pido por favor. Y entonces, nada, estoy un pelín preocupado.

F. C. ¿Y por qué crees tú que lo sabe el curita?

Á. P. No, no sabe el curita todavía.

F. C. Pero no tiene que ver con el trabajo, ¿o sí?

Á. P. No, tiene que ver con cosas que hemos hecho hace tiempo con el curita, pero es que es muy complicado. Por eso te digo que es muy complicado.

F. C. ¿Tiene que ver con Tomás [José, el director de ventas de Milano, primero, y Forever Young, después, donde la trama corrupta compraba ropa para políticos que les adjudicaban contratos, según declaró Isabel Jordán]?

Á. P. Sí. ¿Sabes quién es?

F. C. Sí, perfectamente. El que me presentaste un día.

(...)

Á. P. Yo no le he regalado ningún traje a ese hombre, al curita. Yo he comprado trajes a su medida porque cuando hemos hecho una sesión de fotos se lo ha puesto y luego me lo ha devuelto. [Camps declaró al juez que compró los trajes y pagó en metálico en la tienda, en ningún momento ha alegado que se los prestaran para unas fotos].

En su declaración ante el juez, Camps contradice la versión de Álvaro Pérez. Nunca recibió trajes de prestado de la trama corrupta para sesiones de fotos, sino que todos los trajes los pagó de su bolsillo, en metálico, con dinero que sacaba de la farmacia que tiene su mujer en Valencia. Pero las cajeras y los empleados de las tiendas de ropa han asegurado al juez que el presidente valenciano nunca pagó los trajes que se llevaba de Forever Young. Incluso otros empleados que han comparecido esta semana ante el juez Pedreira han insistido en que Camps nunca pagó nada en la tienda.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 5 de junio de 2010