San Telmo estrena imagen

El arquitecto Vázquez Consuegra entrega el monumento reformado a la Junta

Las obras de rehabilitación del palacio de San Telmo, el edificio civil más importante del Barroco en Sevilla, han terminado. El arquitecto Guillermo Vázquez Consuegra, autor de la primera fase del proyecto entre 1990 y 1992, así como de esta última remodelación que durante cinco años ha tocado las tres cuartas partes del edificio, entregó definitivamente la obra el pasado jueves a la consejera de la Presidencia, Mar Moreno.

El edificio sevillano, sede de la Presidencia del Gobierno, ha recuperado su trazado original asimétrico y con él la dignidad que le imprimió el arquitecto Leonardo de Figueroa, quien entre 1721 y 1736 convierte la antigua Universidad de Mareantes de 1681 en un prodigio del barroco.

La remodelación ha alterado en cinco años tres cuartas partes del edificio
El PP andaluz lo convertirá en un museo si gana las próximas elecciones

El nuevo San Telmo tiene 22.000 metros cuadrados de superficie construida y un frondoso jardín de más de 18.000 metros cuadrados, un espacio que estaba prácticamente devastado, convertido en campo de fútbol por los seminaristas que fueron sus últimos inquilinos antes de que lo adquiriera la Junta.

El coste del metro cuadrado, según aseguró el pasado febrero la consejera de Hacienda, Carmen Martín Aguayo, ha sido de 1.468 euros, una cifra bastante baja en la categoría de restauración y rehabilitación, "gracias al esfuerzo que ha supuesto el ejercicio realizado de rigor, supervisión y contención presupuestaria", dijo entonces la consejera. De momento, la Junta no ha informado de la inversión total realizada en el edificio.

El proyecto de Vázquez Consuegra ha recuperado en la zona sur el desaparecido patio de San Jerónimo, que se convertirá ahora en antesala del salón de los Espejos, la estancia para recepciones oficiales. Además, el autor del proyecto -Premio Nacional de Arquitectura en 2005- ha creado un aparcamiento subterráneo para 50 vehículos inundado de luz natural y que se complementa con el diseño del jardín.

"Lo más complicado del proyecto es conseguir un discurso homogéneo a partir de una estructura tan diversa como ésta, con intervenciones que han ido alterando la idea inicial. Se trata de hacer un nuevo todo que sea mayor que la suma de las partes", comentó Vázquez Consuegra cuando estaba en pleno trabajo en marzo de 2007. Por ahora, la Junta y el estudio sevillano han pactado silencio hasta que se haga la presentación pública.

El edificio, que la Junta tiene previsto presentar a los medios la próxima semana, estará abierto al público algunas jornadas de mayo con visitas guiadas que, de una vez por todas, desvelarán a los ciudadanos el tesoro que es el palacio de San Telmo.

Ayer el secretario general del PP andaluz, Antonio Sanz, insistió en que si su partido gana las próximas elecciones, el palacio será un museo y la sede del Gobierno estará en la Casa Rosa. Para Sanz, la ocupación de las instalaciones es "inadecuada e insultante" en estos momentos de crisis económica, y añadió que no está justificado "frente al millón de parados".

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 04 de mayo de 2010.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50