Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSPV recurre el archivo del 'caso Ivex'

El PSPV se opone al archivo provisional del caso Ivex. Y así se lo ha hecho saber al titular del Juzgado de Instrucción 19 de Valencia en un recurso de una cincuentena de folios. El PSPV considera que no es aceptable focalizar la responsabilidad por las irregularidades en la contratación de Julio Iglesias como imagen de la Comunidad Valenciana y los pagos posteriores, que se duplicaron sobre lo firmado, en José María Tabares, ex presidente del Instituto Valenciano de la Exportación (Ivex), responsable de la ejecución de dicho contratación. La Generalitat firmó un contrato con Julio Iglesias en 1997. El compromiso se recogió en dos documentos. Uno, de cesión de derechos de imagen, por 2.253.795,39 euros. Y otro, "de carta de intenciones", por 3.696.224,44 euros. Este segundo no se presentó en Cortes. En 2001, los socialistas denunciaron dobles pagos por un mismo concierto, facturas por servicios no realizados, facturas hinchadas. Y ahora, en el recurso, mantienen su acusación contra la Hacienda Pública, aunque ésta dijo ante el juez que no ha sido así, falsificación (sobre lo que el fiscal entiende que de haber existido han prescrito) y malversación de caudales públicos.

Julio Iglesias

Los socialistas insisten en que se cite a declarar al cantante Julio Iglesias. Piden que lo haga también José Manuel Uncio, director durante casi una década del Instituto Valenciano de Finanzas (IVF).

En este recurso, el PSPV explica que no comparte que no se puedan depurar responsabilidades por el hecho de que Tabares, condenado por un delito de estafa también siendo responsable del Ivex y huido de la justicia a Japón, no pueda, de momento, ser puesto a disposición de la justicia por ausencia de tratado de extradición con el país en el que se le ha localizado. Entre otros, señalan a Faustino Salcedo, delegado del Instituto Valenciano de la Exportación en Miami, como posible co-responsable.

El recurso de apelación presentado por los socialistas pretende revertir el archivo provisional de la causa en tanto no pueda juzgarse a Tabares. El juez señaló en su auto irregularidades, tal vez administrativas, y dudas sobre algunos pagos, que no pueden ser despejados por otra persona que no sea Tabares. De hecho, entiende que varios de imputados y testigos, especialmente los delegados del Ivex en el extranjero, reiteraron que todo lo hacía Tabares.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 16 de abril de 2010