Alarte pide al Gobierno cambiar la ley de Costas para salvar los chiringuitos

El Consell reclama al Gobierno la competencia sobre restaurantes playeros

Jorge Alarte, líder de los socialistas valencianos, se entrevistó ayer con los dueños de chiringuitos de la ciudad de Valencia para buscar una solución a su situación, más allá de la moratoria aprobada a final de año que les ha permitido seguir abiertos en el arranque de 2010. "Hay que buscar una solución de futuro, una regulación acorde a nuestra realidad: que el Ayuntamiento haga un plan de usos y el Gobierno de España revise la legislación de Costas".

El secretario general del PSPV-PSOE vinculó ese replanteamiento a la próxima llegada del AVE a la ciudad. Es necesario preparar las playas para que sean capaces de absorber la "oferta permanente para la gente que venga en 90 minutos desde Madrid", declaró.

Los hosteleros de Pinedo y El Saler no acuden a la reunión con los socialistas
Más información
Cacerolada en defensa de los chiringuitos

Alarte señaló que la reunión con los dueños de restaurantes playeros tenía carácter preparatorio, con vistas a la constitución de una comisión de trabajo. A la misma asistieron también los responsables socialistas de los diputados valencianos en el Congreso, de la dirección provincial y de la ciudad de Valencia.

El encuentro no se libró de cierta polémica. La Asociación de Hosteleros del Paseo Marítimo de las playas del Pinedo y El Saler comunicó que no pensaba asistir a la cita, convocada en la sede de los socialistas. La entidad, informó su presidente, Emilio Vázquez, había decidido "no participar en ninguna reunión en la que no estén presentes los representantes legales de las distintas Administraciones públicas implicadas en la solución del problema que afecta al litoral valenciano". Vázquez daba a entender que no se sentaría en una mesa sin el Ayuntamiento de Valencia y la Generalitat. Sí acudieron los máximos representantes de la federación de hostelería de Valencia (FEHV) y de la asociación de restaurantes de la Malva-rosa (Apholema).

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Serafín Castellano, consejero de Gobernación, declaró que el Consell mantendrá su apoyo para procurar la "supervivencia de todos los locales ubicados en zona marítimo-terrestre". Castellano instó al Gobierno a convocar la comisión mixta de traspaso de competencias para obtener la transferencia de la "regulación de los establecimientos". A diferencia de Andalucía y Cataluña, que recogieron en sus reformas estatutarias las competencias en la gestión del litoral, el nuevo Estatut valenciano no lo hizo. Y la petición que ahora realiza el Consell parece limitada a lograr el control de la normativa sobre los chiringuitos.

A pesar del clima de enfrentamiento, Alarte solicitó ayer públicamente una entrevista con el presidente de la Generalitat, Francisco Camps, para buscar soluciones a la situación económica. El líder socialista se declaró dispuesto a hablar del paro, financiación autonómica, agua, infraestructuras, educación y sanidad. El único encuentro oficial entre ambos tuvo lugar hace un año.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Ignacio Zafra

Es redactor de la sección de Sociedad del diario EL PAÍS y está especializado en temas de política educativa. Ha desarrollado su carrera en EL PAÍS. Es licenciado en Derecho por la Universidad de Valencia y Máster de periodismo por la Universidad Autónoma de Madrid y EL PAÍS.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS