Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Televisión

El 3-D llega a televisión

Varios canales norteamericanos empezarán a emitir en unos meses con una nueva tecnología

La nueva década ha resucitado una tecnología que en su día se dio por casi muerta. La televisión en tres dimensiones ya no es un argumento de ciencia ficción o una incómoda forma de ver documentales o películas de escaso valor cinematográfico. La tecnología se ha consagrado con filmes tan apreciados por el público como Avatar o Up. Y ahora está a punto de llegar a los hogares de todo el mundo gracias a una nueva tecnología presentada ayer en EE UU y a la puesta en marcha de diversos canales en 3-D.

Los mayores fabricantes de televisores del mundo, como Samsung, Sony o LG, presentaron ayer, en el Consumer Electronics Show de Las Vegas, diversos modelos de televisores que emiten imágenes en 3-D. Para la mayoría de aparatos serán necesarias unas gafas especiales que se comercializarán junto a los receptores. Samsung, sin embargo, presentó un prototipo para el que no se necesitarían esas gafas. Las empresas prevén tener los primeros modelos listos para su venta en 2011 y tener una cuota de mercado consolidada en 2013. El precio inicial, según los expertos, puede rondar los 3.000 dólares, unos 2.100 euros.

Nadie hubiera previsto una noticia como ésta en los años cincuenta, cuando los cines norteamericanos comenzaron a emitir películas como Buana Devil en 3-D, repartiendo a sus clientes las habituales gafas con una lente roja y otra azul. Aquella tecnología llegó a colarse fugazmente en la televisión, aunque pronto llegó a un punto muerto. No aportaba nada a la narrativa del cine o la televisión y las gafas eran rudimentarias e incómodas.

Seis décadas después, esta misma semana, varios canales norteamericanos han anunciado que, en unos meses, comenzarán a emitir en 3-D. Discovery Channel, especializado en documentales, creará un canal específico que comenzará a emitir en 2011. Ha firmado un acuerdo con Imax y Sony, especialistas en grabación y emisión en 3D, para producir y distribuir contenidos en esa tecnología. ESPN, un canal deportivo propiedad de Disney, emitirá unos 85 partidos en 3-D antes de finales de este mismo año. El primero, el 11 de junio, será el duelo inicial de la Copa del Mundo de fútbol de este año, entre Suráfrica y México. El proveedor de televisión por cable Direct TV aumentará su oferta en dos nuevos canales de 3-D y ofrecerá en unos meses un servicio de televisión tridimensional a la carta.

Le ha costado arrancar, pero la tecnología 3-D parece destinada a ser la apuesta de futuro de las empresas televisivas y cinematográficas. Las grandes producciones ya llegan a los cines tanto en dos como en tres dimensiones. Este mismo año, Disney estrenará Rapunzel y Alicia en el país de las maravillas en esa tecnología. Cuando lleguen a DVD, se podrán ver en el salón de casa del mismo modo que en los cines. Al fin y al cabo, la Asociación de Consumidores de Electrónica de EE UU prevé que este mismo año se vendan más de dos millones de televisores 3-D. Y es sólo el principio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 7 de enero de 2010