Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GÉNOVA SUSPENDE DE MILITANCIA A COSTA MIENTRAS CAMPS LE ENSALZA

El caos se instala en el PP

Aznar reclama "un líder, no varios" - El presidente de Castilla y León amenaza con abandonar - Pizarro: "Rato sería un gran presidente"

El PP vivió otro lunes negro, aunque ayer era jueves. En pocas horas, el caos se apoderó del partido de Mariano Rajoy a cuenta de la crisis abierta por la corrupción en Valencia y la batalla por Caja Madrid. Ricardo Costa, que se autodefinió ayer como "secretario general" del PP valenciano pese a que el partido le da por destituido desde hace dos semanas, se enteró horas después por los medios de comunicación de que había sido suspendido de militancia. El presidente valenciano, Francisco Camps, reaccionó calificando de "excepcional" a su antiguo número dos.

Rajoy avisó a Esperanza Aguirre, en su pulso por la presidencia de Caja Madrid, de que el mejor candidato es Rodrigo Rato, y retó a quien no piense así a que lo diga públicamente. Aguirre no se dio por enterada. Según ella, hay muchos buenos candidatos, no sólo Rato.

El presidente de honor del partido, José María Aznar, pidió desde Barcelona "un líder, no varios; un partido, no varios; un proyecto, no varios", poniendo así en duda la autoridad de la persona en quien delegó. El presidente de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, mostró su hartazgo de la situación en un corrillo de periodistas y anunció que no repetirá candidatura si no se resuelve el problema de Caja Madrid. Manuel Pizarro, el gran fichaje de Rajoy en las últimas elecciones generales, remató la jornada: "Rato sería un gran presidente de Caja Madrid y del Gobierno".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 30 de octubre de 2009

Más información

  • C. E. CUÉ / J. FERRANDIS