Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Alarte pone firmes a los socialistas de Benidorm

Jorge Alarte, secretario general del PSPV, recibió ayer en Valencia, en la sede de Blanquerías, a los responsables del grupo municipal socialista en Benidorm para trasladarles su oposición expresa a una moción de censura para desplazar al PP de la alcaldía. Un miembro de la ejecutiva del PSPV aseguró que la cita se celebró a petición del grupo municipal de Benidorm.

Agustín Navarro, portavoz socialista en la capital de la Marina Baixa, explicó a Alarte que desde que José Bañuls abandonó el equipo municipal que encabeza Joaquín Pérez Fenoll, del PP, la localidad atraviesa una etapa de evidente desgobierno.

Navarro insistió en la gravedad de la situación debido al impacto sobre el turismo de la crisis económica internacional y a la inacción del gobierno municipal, atravesado por la división interna de la agrupación local del PP.

El alcalde Pérez Fenoll se enfrentó en su día a José Joaquín Ripoll por el control de la presidencia provincial del PP. Fenoll contaba con el apoyo de Francisco Camps, presidente de la Generalitat y del PP de la Comunidad Valenciana, pero tuvo escaso éxito en su intentona por desplazar al último baluarte del sector zaplanista del PP valenciano.

Alarte, sin embargo, insistió en rechazar una moción de censura, la fórmula que elevó a Eduardo Zaplana a la alcaldía de Benidorm en 1992 y se convirtió en la primera plataforma institucional de su carrera política.

Los miembros del grupo municipal socialista confirmaron que han recibido invitaciones de intermediarios del PP para intentar quebrar su unidad.

A uno le ofrecieron una dirección general en una consejería. A otro, la dirección del Instituto Valenciano de Turismo, que se inaugurará próximamente en Benidorm. Y un tercero asegura haber recibido ofertas que incluían a familiares desde que tiene el acta de concejal.

Pero todas las ofertas fueron rechazadas y tuvieron el efecto contrario al perseguido. Reforzaron la cohesión del grupo municipal socialista.

Los socialistas de Benidorm se comprometieron a seguir las directrices de Alarte, según un miembro de la ejecutiva nacional del PSPV. Pero solicitaron otra entrevista con el secretario general a principios de septiembre.

José Bañuls, el concejal que abandonó la disciplina del PP, auguró la semana pasada "una nueva etapa" para la ciudad a partir de septiembre.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 20 de agosto de 2009