Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Almunia alerta del riesgo de no avanzar en la integración de la UE

Si la Unión Europea no deja atrás los reflejos nacionalistas y apuesta por ir más allá en el proceso de integración, el continente corre el riesgo de convertirse "en un punto del mapa por el que no pase el tráfico" y de ser sobrepasado por países emergentes como China o India. Así de rotundo se mostró ayer el comisario europeo de Economía y Finanzas, Joaquín Almunia, durante la última jornada del curso de periodismo económico El mundo después del crash, organizado en San Sebastián por la Escuela de Periodismo UAM/EL PAÍS y la Fundación BBVA.

"Europa corre el riesgo de convertirse en un espacio pesimista, envejecido, donde las tendencias populistas y xenófobas [se impongan]", resumió Almunia. Si la UE no refuerza su capacidad de decisión en aspectos estratégicos ligados al crecimiento, añadió, puede quedarse al margen en el reparto del nuevo orden mundial. "Puede que Europa se convierta en un lugar para visitar monumentos, museos o para recibir talasoterapia. ¿Es eso lo que queremos?", preguntó.

Por su parte, el secretario general de UGT, Cándido Méndez, pidió durante su intervención un profundo debate sobre el modelo energético español. "La energía nuclear es insustituible en España", afirmó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 18 de julio de 2009