Necrológica:
Perfil
Texto con interpretación sobre una persona, que incluye declaraciones

Victoriano Crémer, un siglo de literatura y periodismo

El escritor y periodista Victoriano Crémer murió ayer a los 102 años en el Hospital de León tras haber sido ingresado por complicaciones respiratorias que derivaron en una disfunción generalizada.

Crémer barruntaba su muerte cercana, por aquello de que la edad no perdona, pero vivía como si pudiera hacer un quiebro eterno y despistarla. Aún, el mismo día de su ingreso, el Diario de León recibió, como era habitual, un sobre con cinco artículos, escritos en papel reutilizado, dispuestos para ser publicados durante la semana en su columna diaria Crémer contra Crémer.

Su ironía era a veces mal asimilada por políticos de estrechas miras. Cierta aspereza externa escondía una ternura interior especial. Ejercía de cascarrabias sin serlo para dar un valor extremo a la amistad verdadera.

Solía comentar que su edad le permitía decir siempre lo que pensaba. "Ya tengo todo ganado, o perdido", afirmaba con sarcasmo.

A pesar de ser burgalés, gozaba de todas las distinciones leonesas; era cronista oficial de León, Medalla de oro de la provincia, al Mérito en el Trabajo, al Mérito en las Bellas Artes. Este último galardón le fue concedido en febrero y no podrá recogerlo.

Crémer sí fue profeta en su tierra, era querido por la mayoría de los periodistas de León, y no solo por ser el más veterano, sino por ayudar con agrado a aquellos que se iniciaban en este oficio.

Crémer recibió numerosos premios literarios, pero donde se sentía como pez en el agua era en su faceta de periodista. En 1938 comenzó su andadura en el periódico Proa al día siguiente de salir de la cárcel, más tarde colaboró en Pueblo, ABC, Informaciones y la cadena SER.

Entre sus obras se encuentran Tacto sonoro, Nuevos Cantos de Vida y Esperanza y El Libro de San Marcos. El Último jinete fue la última. Crémer dijo que este libro tenía un significado especial porque era el de la despedida. En breve tendrá un recopilatorio de sus poesías escrito por el catedrático de teoría de la Literatura de la Universidad de León, José Enrique Martínez; dos tomos titulados Los signos de la sangre.

El funeral se celebrará mañana a las once en la Iglesia de Nuestra Señora del Mercado de León.

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero envió ayer el pésame a la familia de Crémer: "Su palabra irónica, incisiva a veces, siempre cultivada, sostuvo la maestría que solo logra quien vive con profundidad. Escribir este telegrama desde la tristeza y echarle de menos es mi manera de agradecer su palabra entregada".

El escritor Victoriano Crémer.
El escritor Victoriano Crémer.EFE

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS