Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El espaldarazo de Ferraz

El número dos del PSOE y ministro de Fomento, José Blanco, cerró la primera jornada del congreso apoyando sin reservas a Manuel Vázquz. "Un líder excepcional, porque conoce este partido y conoce como nadie este país. Ofrece algo muy importante: seguridad, solvencia, ganas y hambre de futuro. Pasión y trabajo, que es lo que necesita este partido", resumió el vicesecretario general socialista.

Un apoyo que Blanco no dudó en extender a la candidatura de Vázquez en las elecciones autonómicas de 2013 y que relacionó con su propia trayectoria. Entre una ovación de los delegados, Blanco presumió de que siempre, en el pasado, en el presente y en el futuro, ha sido leal con la persona que ocupó el liderazgo del partido en Galicia. "Hoy se inaugura un nuevo tiempo", proclamó. Se acabaron las lamentaciones y los llantos por el revés electoral. "Ahora toca contruir el futuro de Galicia, y el futuro de Galicia pasa por Pachi Vázquez".

Es el momento de hablar "alto y claro". Una actitud de la que se puso a sí mismo como ejemplo por haber preferido un tren de alta velocidad en "las debidas condiciones" que el heredado de Álvarez -Cascos, que apenas alcanzaba las características de la alta velocidad.

"No volveremos a gobernar sin el contacto con la gente, que nunca debimos haber perdido", advirtió. "Los ciudadanos nos han bajado del coche oficial para que volvamos a entenderlos y a ocuparnos de sus preocupaciones, para que estemos muy cerca de ellos, Sólo así", concluyó Blanco, "volveremos a gobernar en 2013".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 25 de abril de 2009