Tecnología

Cae una red que distribuía en España canales de pago británicos

Una red internacional dedicada al fraude en la emisión de canales de televisión ha sido desmantelada por la Guardia Civil. La Operación Odyssea, llevada a cabo en Alicante y Murcia, ha destapado un fraude que podría superar los 30 millones de euros. En esta nueva acción contra la piratería televisiva, los agentes se han incautado de equipos informáticos, descodificadores, receptores y emisores de televisión.

Los siete integrantes de la red detenidos actuaban como una empresa de distribución de señales de televisión. Adquirían en Reino Unido paquetes audiovisuales como si fueran abonados particulares, y los comercializaban en España. Los cabecillas de la organización disponían en Orihuela (Alicante) de potentes antenas parabólicas y descodificadores contratados en Reino Unido e Irlanda.

Una vez descodificadas las señales, las distribuían a más de 7.000 clientes (preferentemente británicos) ubicados en localidades costeras de Alicante y Murcia. Cobraban 890 euros por gastos de instalación y cuotas mensuales de 15 euros. La trama utilizaba de manera fraudulenta esos canales, ya que los derechos para su comercialización en España pertenecen a Sogecable, empresa que interpuso la denuncia que propició los registros.

La Operación Odyssea ha dado un nuevo golpe a la piratería de las televisiones de pago. Hace cinco meses, la Guardia Civil acabó en la misma zona con una red que vendía señales de televisiones británicas a más de 22.000 clientes -cada uno pagaba de media 22 euros al mes- utilizando la misma fórmula.

Recibe el boletín de televisión

Todas las novedades de canales y plataformas, con entrevistas, noticias y análisis, además de las recomendaciones y críticas de nuestros periodistas
APÚNTATE

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS