Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Bienvenidos al centro del futuro

Más de 60 institutos llevan a cabo un proyecto piloto con nuevas tecnologías

ADSL en las aulas, ordenadores portátiles para que toda la clase trabaje con ellos, sala de informática, seis pizarras digitales interactivas (PDI), cañones multimedia, uso cotidiano del blog, del skype... Los 300 alumnos del instituto público Valle del Tiétar de Arenas de San Pedro (Ávila) lo tendrían más fácil en la nueva prueba sobre capacidad lectora en formatos electrónicos que incorpora el Informe PISA en 2009. Su instituto pulveriza la media de equipamiento TIC (Tecnologías de la Información y la Comunicación) de los centros educativos españoles, que en el curso 2006-2007 se situaba en un ordenador por cada 6,6 estudiantes.

En el instituto abulense, de ESO, Bachillerato y FP, el carrito con portátiles va circulando continuamente y los profesores lo reservan mediante un cuadrante en línea. Su despliegue tecnológico tiene truco: es uno de los 66 centros avanzados TIC que funcionan en España según la memoria de la red TIC. Existen por un acuerdo de la empresa pública red.es con 11 comunidades, entre las que no figuran Extremadura, Andalucía, País Vasco o Madrid, que tienen sus propios programas. Los alumnos de 1º de ESO van cogiendo un portátil del carrito y se colocan por parejas en sus pupitres. Hoy les toca dar el color en la clase de plástica, y lo hacen mediante una WebQuest: una investigación a través de Internet y guiada por su profesor, Salvador Llopis, que les ha dado por escrito los conceptos y algunas direcciones. "Así es más divertido, somos nosotros quienes vamos descubriendo las cosas", destaca un estudiante.

La memoria de la red TIC habla de mejora de la enseñanza aunque sin cuantificarla: toca más de cerca a los alumnos, propone un aprendizaje más activo, trabajo en equipo. Su implantación requiere un cambio metodológico que muchas veces se le sale por las costuras a un sistema de escuela antiguo, que encorseta, según reconocen docentes implicados. Entonces les toca a ellos ir nadando y guardando la ropa entre programaciones y sistemas de evaluación rígidos y una forma diferente (y en su opinión mucho mejor) de enseñar.

Implantar las TIC es imposible sin un claustro dispuesto, según tercia el director del Valle del Tiétar. A él le ha tocado hacer campaña entre compañeros escépticos. Los hay de todas las edades, "veteranos que no entienden y nuevos que tampoco", afirma. También es importante una labor divulgadora con los chavales: "Hacerles tomar conciencia de que el ordenador no es sólo para jugar, que es una herramienta de información y aprendizaje muy potente que han de saber utilizar". Y, por el flanco de los padres, tirar de las TIC para mejorar la comunicación: este curso, familias y tutores estarán conectados a través del correo electrónico. Isabel, profesora de geografía e historia, admite que para los jóvenes resulta mucho más atractivo enchufar la PDI y ver en un mapa el avance de Napoleón o de los nazis que escuchar su explicación sin más. "Lo visual engancha", sentencia. Sus alumnos elaboran mapas de los paisajes agrarios utilizando Google Map y mantienen un punto de encuentro en línea de la materia, al que se accede por contraseña.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 2 de marzo de 2009