Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

'TeleOrtega'

El ex alcalde de Majadahonda pagó con dinero público más de 30.000 euros por salir en programas de cadenas locales

El Ayuntamiento de Majadahonda extendió en la primera mitad del año 2004 cerca de 50 facturas, a 600 euros cada una de ellas, en total más de 30.000 euros, a favor de una productora porque su entonces alcalde del PP Guillermo Ortega se empeñó en salir en programas de dos televisiones locales. El ex primer edil está ahora imputado por el juez Baltasar Garzón en el caso Gürtel de corrupción vinculado a su partido.

Todo ocurrió en unos seis meses del año 2004. "Eran unas entrevistas muy cutres que le hacía su propia jefa de prensa", explica un antiguo concejal del municipio del noroeste de Madrid, que insiste en señalar el "afán de protagonismo" del antiguo primer edil majariego. Las facturas, a las que ha tenido acceso EL PAÍS, se conservan en el Ayuntamiento bajo el encabezamiento de "propaganda del órgano de Gobierno".

Carmen Rodríguez, mujer de Correa, era jefa de gabinete del alcalde Ortega

"Ella llevaba la voz cantante en temas de comunicación", dice su sustituta

"Eran entrevistas muy cutres que le hacía su propia jefa de prensa", dice un ex concejal

Las facturas llevan el encabezamiento "Propaganda del órgano de gobierno"

La productora, Emilio Javier, SL, era la que daba formato a las supuestas entrevistas y después las "colocaba" a las emisoras locales, que adquirían una programación mensual en la que el pack Ortega iba incluido. "Hoy el alcalde de Majadahonda ha tenido la gentileza de visitar nuestro plató...", aseguran varios testigos que comenzaban estos publirreportajes encubiertos, que en ningún momento avisaban de su verdadera naturaleza propagandística.

María José Peláez, la entonces jefa de prensa de Ortega, concede que la manera de proceder del Ayuntamiento era así y que a ella la contrataron, precisamente, "porque conocía bien los medios y ellos querían salir en la tele". Peláez subraya que le hicieron mucho hincapié en la visibilidad del alcalde y del Ayuntamiento en los medios. "Entonces quien llevaba más de cerca estos asuntos era Mari Carmen Rodríguez", recuerda Peláez. Rodríguez, mujer de Francisco Correa, principal imputado en la trama, era jefa de gabinete de Ortega. "Hasta que yo entré era ella quien llevaba la voz cantante en los asuntos de comunicación", recalca.

Las facturas, emitidas a favor de la productora, son muy poco específicas. Sólo figura la fecha y el concepto, "programas de televisión", junto con un código formado por una letra y un número correlativos (D1, D2 y así sucesivamente) y el nombre de la cadena, Canal 33 y Canal 7, que emitían las entrevistas. Todos estos documentos han sido incluidos en la documentación que el grupo de Izquierda Unida del Consistorio ha trasladado al juzgado del magistrado Garzón, que instruye el caso Gürtel.

Enrique Rioboo, director del Canal 33, reconoce que esas entrevistas se emitían en su televisión. Pero que nunca cobraron "ni un duro" del Consistorio majariego. "Nosotros jamás les firmamos ninguna factura", asegura Rioboo, que recuerda "que a veces nos pedían prestado nuestro estudio y hacían una cosa muy chapucera". Esa productora se dedicaba a "hacer programas ya terminados sobre temas muy variados, desde entrevistas a políticos a reportajes de salud en los que salían clínicas", precisa Rioboo. "Hacíamos temas de divulgación", confirma Emilio Javier, propietario de la empresa, quien reconoce los contratos con el Ayuntamiento majariego aunque cree que "debieron fraccionar las facturas después, porque no me suena que le hiciéramos tantas entrevistas".

"Es verdad que en alguna ocasión filmamos en los estudios de Canal 33, pero no eran programas muy elaborados y yo creo que la mayoría se grabaron en exteriores", explica, aunque argumenta que él no estuvo presente en casi ninguna de las filmaciones y que "apenas conocía personalmente a Ortega". Emilio Javier también recuerda que algunos programas se dedicaron a las actividades de otro concejal, por ejemplo, "el de Deportes". Pero todos los pagos se guardan en el cajón que corresponde a los gastos de gobierno. La productora intentó también "colocar" las entrevistas de Ortega en otras televisiones de ámbito local, pero no llegó a un acuerdo económico. Este periódico intentó localizar sin éxito al antiguo regidor majariego.

Uno de los concejales que participó en la elaboración de estos programas asegura que la antigua jefa de prensa del Ayuntamiento, María José Peláez, "le vendió a Guillermo la moto de que tenía que salir en la tele". Eran entrevistas de media hora que simulaban un debate no pactado. "Era de risa, porque las preguntas y las respuestas se las hacía su propio personal de comunicación", añade uno de los trabajadores de Canal 33. Los programas tenían una duración que oscilaba entre la media hora y los tres cuartos de hora.

No fueron los únicos pagos que el Ayuntamiento tuvo que afrontar para que Ortega figurara en medios de comunicación. Según un antiguo concejal de la corporación, él mismo pactó por más de 6.000 euros la participación del ex regidor en unas tertulias que coincidían con la Feria de San Isidro, junto a "artistas y políticos de medio pelo", según esta misma fuente, encargada de firmar las facturas televisivas de su puño y letra. También, según trabajadores del área de comunicación de la época, se contrataron programas especiales en dos cadenas de radio. Una práctica habitual en muchos municipios.

Asimismo, según estas mismas fuentes, se grabaron varios anuncios de promoción de Majadahonda, elaborados por la empresa Easy Concept, en los que Guillermo Ortega era el protagonista "e iba contando cosas mientras paseaba por un parque". Esto ocurrió en 2003, mientras Rodríguez era la administradora de Easy Concept y la mano derecha del ex regidor en el Ayuntamiento.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 1 de marzo de 2009