Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Televisión

Larga vida a los 'pitagorines'

'Saber y ganar' y 'Pasapalabra' baten récords de permanencia

Preguntas inteligentes para alumnos de matrícula de honor. Así puede resumirse la filosofía de Saber y ganar (de lunes a viernes, 15.30), el concurso cultural más longevo de la televisión española, y un rara avis dentro de un panorama cuajado de telerrealidad, telenovelas y magacines de crónica rosa. Fue el 17 de febrero de 1997 cuando llegaba a la sobremesa de La 2 un formato cien por cien español creado por Sergi Schaaff y presentado por Jordi Hurtado. Enseguida conquistó al público y la primera temporada arrancó con una media de 1.548.000 espectadores (13,6% de cuota de pantalla), En 1998 se acercó a los dos millones y el año pasado cerró con 1.300.000 seguidores (10%).

Para celebrar sus 12 años ininterrumpidos en antena, y tal como ha ocurrido en anteriores aniversarios, Saber y ganar emitirá, desde esta tarde y hasta el 27 de febrero, doce especiales dedicados a los nueve concursantes magníficos de 2008. "Es decir, aquellos que han demostrado ser los más sabios, acumulando más de 7.000 euros", explica Hurtado. El que consiga más puntos será el ganador y podrá incorporarse a las emisiones diarias del concurso.

A la batalla se sumará, sin Sobera, '¿Quién quiere ser millonario?'

Estos especiales, además de la habitual batería de preguntas y juegos, se harán eco de una efeméride, en este caso "el centenario del nacimiento del actor Errol Flynn y el cincuentenario de su muerte", apunta el presentador. Por este motivo, en una de las secciones, los magníficos deberán mostrar su erudición "sobre la vida y la obra del Robin Hood más famoso de la gran pantalla", añade.

Hurtado, que junto el propio Schaaff y Juanjo Cardenal, la preguntona voz en off que somete a los concursantes a un tercer grado cultural, permanece en el concurso desde el primer día, se muestra encantado con el récord de Saber y ganar. El presentador atribuye parte del éxito "a la fidelidad" de los televidentes, que no dan síntomas de cansancio o aburrimiento. "Más de un 65% de la audiencia espera cada día el programa. Entre todos hemos establecido una relación de gran complicidad".

Al presentador le sorprende que el concurso todavía capte el interés del público y señala que a su juicio el secreto está en "no bajar la guardia e inyectar dosis de vitaminas en forma de contenidos interesantes, variados y curiosos para ampliar los conocimientos", concluye.

Otro concurso divulgativo de larga duración por sus buenos resultados es Pasapalabra, presentado por Christian Gálvez. El juego que pone a prueba el nivel de conocimiento del léxico llegó a Antena 3 en julio de 2000 y en 2007 saltó a Telecinco. Ayer, alcanzó 500 emisiones en la cadena de Mediaset, donde le espera un dilatado futuro a tenor de los buenos índices de este curso: una media de 2.608.000 fans (21,3% de cuota de pantalla).

Y la batalla se prepara para nuevos contendientes. Dentro de unos meses regresará a Antena 3 ¿Quién quiere ser millonario?, otro clásico quiz show, que aparece y desaparece como el Guadiana. Después de más de nueve meses tomándose un respiro volverá "en el segundo trimestre" del año, según un portavoz de la cadena privada, con novedades, pero sin su conductor de cabecera Carlos Sobera, que en abril pasado emigró a TVE. Por esta razón, entre esos cambios destaca el debut de "un nuevo presentador o presentadora", precisa la misma fuente.

El plató será diferente y la mecánica del programa también sufrirá modificaciones. Una de ellas sera la limitación del tiempo en las primeras diez preguntas, tal como hacen en otros países donde se emite este formato, uno de los más vendidos del mundo. Esta temporada, los comodines, otro de los elementos fijos, tampoco serán los mismos. ¿Quién quiere ser millonario? debutó en Antena 3 el 25 de julio de 2005. Previamente había sido emitido por Telecinco, que lo estrenó en 1999.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 12 de febrero de 2009