Montilla confía en el Pacto por la Vivienda para superar la crisis del sector

El presidente de la Generalitat, José Montilla, se reunió ayer con los promotores inmobiliarios que acudieron al salón Barcelona Meeting Point (BMP) para analizar la marcha de la crisis del sector, marcada sobre todo por las restricciones crediticias y las refinanciaciones de deudas con la banca. Montilla aseguró que la crisis no frenará la inversión pública en vivienda y destacó que el Gobierno catalán está ultimando el planeamiento de las áreas residenciales estratégicas (ARE), cerca de 100 nuevos ensanches en toda Cataluña con el 50% de vivienda protegida que prevé el Pacto por la Vivienda.

La reunión duró unos 15 minutos. Según fuentes del Gobierno, Montilla estuvo con Enric Reyna (presidente de los promotores catalanes y de Amrey), Josep Lluís Núñez (Núñez y Navarro), Josep Carbonell (Copcisa), Jordi Miarnau (Comsa), Lluís Casamitjana (Espais), Jordi Moix (Reyal Urbis), Rafael Muñoz Toledo (Level), Manel Nadal (Promomed) y Emilio Vázquez (Iberdrola Inmobiliaria). Les acompañaron el delegado especial del Gobierno en la Zona Franca, Manuel Royes, y el presidente de BMP, Enrique Lacalle.

Montilla se mostró convencido de que Cataluña superará la crisis y aseguró que los pisos de las ARE empezarán a salir al mercado en 2010. El presidente consideró, además, que la medida permitirá que Cataluña esté preparada para cuando "esté en condiciones de tenir crecimiento, generar riqueza y ocupación". Los barrios sumarán unos 90.000 pisos, la mitad protegidos.

Salón en Brasil

El presidente de BMP, Enric Lacalle, anunció que ya está "muy avanzado" el proceso para celebrar una feria inmobiliaria en São Paulo (Brasil) en 2009, aunque aún no está confirmado. Sería, pues, como el Meeting Point del centro de Europa o el que en su día se celebró en Marbella.

Lacalle afirmó que BMP ha albergado 14.000 participantes en el salón profesional, al que este año han faltado, por ejemplo, consultoras y ayuntamientos catalanes. El presidente del salón admitió que esperaba más afluencia de profesionales, aunque se mostró satisfecho, informa Europa Press. "Estamos contentos y esperanzados. No es un momento fácil, pero hemos demostrado que, pese a la crisis, se puede hacer un salón con dignidad, presencia internacional y visitantes", afirmó Lacalle.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 06 de noviembre de 2008.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50