Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:GOLF | Volvo Masters en Valderrama

Contra el mal europeo, millones en Dubai

El fin de era, como dijo Harrington, es el inicio de otra. Sin tiempo para abrir la boca, hoy acaba la temporada europea en el Volvo Masters de Valderrama y mañana comienza la Carrera a Dubai, el nombre con que los petrodólares han bautizado al nuevo circuito europeo y que tendrá su sello del 19 al 22 de noviembre en la capital de los Emiratos Árabes. Adiós a la mística de Sotogrande. Bienvenidos a la ciudad artificial. Los 60 mejores jugadores se reunirán entonces para repartirse el mayor botín en la historia del golf: casi ocho millones de euros frente a los 4,2 que esta semana reparte Valderrama. Ante la tentación, algunos jugadores como el colombiano Camilo Villegas y el estadounidense Anthony Kim cruzarán el charco para apuntarse a la rifa y completar el mínimo de 12 torneos necesario para ser miembro del circuito europeo.

Ante la tentación, el colombiano Villegas y el estadounidense Kim cruzarán el charco

La carrera comienza el próximo fin de semana en el torneo de Shanghai. Es la respuesta europea a la estadounidense FedEx Cup, una clasificación que este año ha premiado la regularidad de Vijay Singh con ocho millones. "Dubai va a motivar más a los jugadores. A todo el mundo con el que he hablado en Estados Unidos y Europa le parece bien. Va a llevar al golf europeo a un nivel en el que se supone que debe estar", explica Sergio García, uno de los que vuela a Shanghai. "Que vengan jugadores como Villegas y Kim es muy bueno. Les recibimos con los brazos abiertos. En el circuito europeo hay más relación entre los jugadores". Y puede que más dinero.

"Estamos expectantes por saber qué puede significar esto. No creo que sea malo para el circuito europeo. Al contrario, hay más dinero y los buenos jugadores se lo pensarán más a la hora de competir en el circuito americano o el europeo. Si hay mejores patrocinadores y más dinero, mejorará el cartel", añade Pablo Larrazábal. Claro que todavía suena la voz del último romántico, Miguel Ángel Jiménez: "Puro business, el golf es ya puro business. No se puede competir con el dineral de Dubai. El mundo está cambiando y no se puede dejar de crecer por añoranza o nostalgia. Estamos demasiados globalizados. El romanticismo es bonito, pero hay un crecimiento, una oferta, y hay que cogerla. Unos patrocinadores se caen, otros siguen adelante... Aunque hay una cosa que no me gusta, los jugadores que vienen sólo por el caramelo y van a jugar sólo el mínimo de torneos". Frente a la nostalgia de Jiménez, los millones de Dubai.

Y mientras el mundo del golf se mentaliza para la revolución, la lluvia martillea todavía el fin de fiesta de Valderrama. Después de jugarse ayer casi ronda y media, Sergio García, el único española a tono, atrapó en cabeza al danés Kjeldsen.

Volvo Masters (tercera ronda interrumpida por la lluvia). 1. S. Kjeldsen (Din) y Sergio García, -5. 3. L. Westwood (Ing), -4...

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 2 de noviembre de 2008