Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

España quiere que el proceso de adhesión de Turquía a la UE sea irreversible

España quiere acabar con la actual dinámica europea, encabezada por Francia y Austria, de desvirtuar el proceso de adhesión de Turquía a la UE. Los 27 advirtieron a Ankara de que las negociaciones iniciadas en 2005 no conducen necesariamente a la integración plena en la UE. Pero el ministro de Exteriores español, Miguel Ángel Moratinos, de visita oficial en Turquía, advirtió ayer: "La presidencia europea española de 2010 tiene como objetivo que el proceso de integración sea irreversible".

"Turquía forma parte de la familia europea y España trabajará para hacer realidad esa integración", puntualizó el ministro, quien destacó el activo papel mediador del Gobierno de Ankara entre Israel y Siria, que se acrecentará con la presencia de Turquía como miembro no permanente del Consejo de Seguridad de la ONU.

El Gobierno español, adelantó Moratinos, va a reforzar la cooperación con Turquía en la lucha contra el terrorismo. La guerrilla separatista del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) ha lanzado este mes ataques contra las fuerzas de seguridad turcas en el sureste de Anatolia. "Vamos a acrecentar nuestra cooperación antiterrorista", dijo Moratinos. Hasta ahora, un policía español hace de enlace en Ankara entre los ministerios de Interior de ambos países.

Intercambio comercial

El ministro turco de Exteriores, Alí Babacan, destacó la cooperación económica entre España y Turquía, con intercambios comerciales que sumaron en 2007 los 7.000 millones de euros y que este año pueden alcanzar los 10.000 millones. Babacan también subrayó el interés de las empresas españolas -240 tienen inversiones en Turquía- por participar en la mejora de las infraestructuras. La construcción de la línea férrea de alta velocidad Estambul-Ankara y la venta de trenes para ese recorrido son objetivo de las compañías españolas. La ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, visitó Turquía la semana pasada.

"Turquía y España son los líderes del proyecto de la Alianza de Civilizaciones", recordó Babacan, quien confirmó la celebración de una cumbre hispano-turca con los respectivos jefes de Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero y Recep Tayyip Erdogan, en abril. Una reunión de alto nivel que irá seguida de la celebración en Estambul del II Foro de la Alianza de Civilizaciones, continuación del celebrado en enero en Madrid.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 21 de octubre de 2008