Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Necrológica:

Josep Darder Seguí, geólogo e hidrólogo

Preparó un trasvase del Ebro a Palma

Narraba las expediciones científicas a pie por el territorio mediterráneo y sus navegaciones en yate con la precisión y el lenguaje llano de los libros de descubrimientos, dando voz a piedras y paisajes. El científico Josep Darder Seguí, geólogo, especialista en hidrología, falleció ayer en Tarragona a los 84 años a causa de un cáncer de estómago. Geólogo del año por su colegio de Cataluña, trabajó en el College de France de París y dio conferencias en las universidades de Madrid, Valencia, Barcelona y Zaragoza. Fue un explorador y gestor y dirigió la Empresa de Aguas de Tarragona.

En febrero de 2008 confesó que "la vida fue fácil en una casa cargada de libros". Era miembro de una doble saga de burgueses ilustrados de Palma, Darder y Muntaner, y la casa familiar de Palma la gobernaba una abuela victoriana que reunía a protagonistas de la Guerra de Cuba y viajeros oceánicos. Josep Darder, ya enfermo, legó al Gobierno de Baleares miles de documentos científicos y familiares -a cambio de nada, "encantado", dijo- con testimonios de los trabajos de su padre, el pionero investigador Bartolomé Darder Pericás (1895-1944) e indirectamente de su primo Emili Darder Cànaves (1895-1937) que de niños crearon un libro maravilloso, El museo universal Darder. Bartolomé, católico y liberal, alumno de Ramón y Cajal, en 1936 pasó dos años en la cárcel y fue expulsado de su cátedra. Su primo Emili, médico a la izquierda, que llegó a alcalde republicano de Palma, fue asesinado, fusilado por orden de Franco. Este dramático pasado y la dictadura le marcaron.

Josep Darder se confesaba alumno y ayudante de su padre que narró los corrimientos y fallas de Mallorca, proyectó ferrocarriles y buscó petróleo. Exploraron el territorio viajando a pie y en bicicleta para descubrir los secretos y la memoria del pasado. Cuando en los años setenta el boom del turismo evidenció la escasez de agua de Mallorca, Darder preparó un pionero trasvase de agua del Ebro de Tarragona a Palma. El alquiler de los petroleros, "no valía nada", recordaba, debido a la primera gran crisis de la energía.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 29 de julio de 2008