Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El padre de Mari Luz está convencido de que la mataron

"Mi único objetivo estos días era encontrar a mi hija y ahora, mi único objetivo es encontrar al culpable o a los culpables. Pero no por venganza, sino por justicia. Pido que todos se impliquen en encontrar a quien le ha hecho daño a mi niña". Así se pronunció ayer Juan José Cortés, el padre de Mari Luz, la niña de Huelva hallada el viernes en la ría de Huelva tras estar casi dos meses desparecida. Cortés, quien dijo que va a "seguir luchando para que se haga justicia", se mostró completamente abatido pero muy sereno y entero.

El padre de Mari Luz compareció en la que parece que va a ser su última conferencia de prensa ante una nube de periodistas españoles y extranjeros en la asociación gitana del barrio de El Torrejón, de donde es la familia. "No voy a hablar más con la prensa ni con nadie. Ahora es tiempo de que hable la justicia, cuando ella hable, lo haré yo", prosiguió Cortés. "Ahora quiero descansar, meditar y poder llorar en silencio, aunque sé que este dolor nos va a acompañar siempre", afirmó. "Irene [la madre] no está bien, pero estoy seguro de que entre todos podremos recuperarla", añadió.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 13 de marzo de 2008