El AVE tardará aún cinco meses en llegar a Barcelona, según los expertos

El servicio de Cercanías funcionará al completo el 30 de noviembre

Las obras del túnel de AVE deben hacerse sin prisa. Ésa es la primera recomendación que hacen diversos ingenieros de caminos consultados por este diario. EL PAÍS consiguió el pasado 13 de noviembre una serie de fotografías sobre la situación del túnel de Bellvitge. Desde entonces, estas fotos han sido mostradas a media docena de ingenieros de caminos y la opinión es coincidente: cinco de ellos sugirieron que hacen falta unos cinco meses más de obras. El último añadió un mes más. Todos ellos pidieron conservar el anonimato aduciendo que no es habitual en el sector enjuiciar las obras de los compañeros y, también, que muchos de ellos trabajan para empresas que contratan con el Ministerio de Fomento.

¿Se pueden acortar los plazos?, se les preguntó: visto lo ocurrido hasta ahora, sería mejor no hacerlo, contestaron.

La previsión inicial era que el AVE llegara a Barcelona el 21 de diciembre. El presidente José Luis Rodríguez Zapatero aseguró hace dos semanas en el Congreso que lo haría en esta legislatura. Pero faltan menos de cuatro meses para las elecciones del 9 de marzo. Y ninguno de los ingenieros consultados es partidario de "forzar el ritmo" para que se cumpla el compromiso.

La opinión casi unánime de los consultados es que la "obra civil", es decir, terminar el vaciado del túnel y revestir paredes y suelo, hasta que quede totalmente impermeabilizado exige al menos tres meses de obras. Habría que añadir al menos un mes más para instalar las vías, la catenaria, los sistemas de electrificación complementarios y las señales. Finalmente, sugieren un mes de pruebas.

El único plazo a recortar, sugieren dos de los seis ingenieros consultados, es el segundo: instalación de vías, electricidad y señales. Se trata de un tramo pequeño, de menos de dos kilómetros y podría hacerse en menos de cuatro semanas. En cambio, no recomiendan acortar el periodo de pruebas dado que ya es inferior a lo normal en la alta velocidad. Que sea menor se explica porque en la zona urbana próxima a la parada el AVE ya no viaja a 300 kilómetros. "Difícilmente se superarán los 100 o 120 kilómetros en esta zona", explicó uno de ellos.

Adif y Fomento, consultados al respecto, coincidieron en afirmar que éste no es el momento de hablar de plazos ni de fechas. La continuación de las obras del AVE, dijeron, está supeditada a la recuperación del servicio de Cercanías. A partir de ese momento se podrá hablar de fechas y de calendarios, afirmó un portavoz de Adif y refrendó el portavoz del Ministerio de Fomento.

Primero Cercanías, luego el túnel de AVE y, sólo después, se podrá abordar la reparación de Ferrocarrils de la Generalitat, cuya recuperación prevista inicialmente para finales de diciembre se pospone ahora a finales de enero o marzo, según las fuentes. Víctor Morlán, secretario de Estado de Infraestructuras, se saltó ayer la norma de no dar fechas y apuntó el 30 de noviembre como "la más probable" para recuperar al completo el servicio de Cercanías de Barcelona. "Puede ser un día o dos después", añadió.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 20 de noviembre de 2007.

Lo más visto en...

Top 50