Reportaje:

Los soprano, ganan

La serie sobre mafiosos recibe el premio Emmy en la noche de la televisión en EE UU salpicada de críticas al Gobierno de Bush

La serie Los Soprano recibió el pasado domingo el reconocimiento póstumo a su maestría con el Emmy a la mejor producción dramática del año en su sexta y última temporada. Pero James Gandolfini y Eddie Falco, los actores que han creado en esa serie el matrimonio más complejo de la historia de la televisión, se quedaron sin galardón en lo que para muchos, incluidos los premiados, fue un robo escandaloso.

"Me siento como si le hubiera robado a la Mafia un paquete de dinero", dijo el actor James Spader -Boston Legal (que en España emiten Antena 3 y Fox)- al recibir el premio que todos creían destinado a Gandolfini, en una ceremonia salpicada de comentarios contra el Gobierno de George W. Bush.

David Chase, creador de Los Soprano, ganó también un Emmy por haber escrito el controvertido episodio final de la serie, que Canal + estrenará en diciembre y que emitirá La Sexta en el futuro. Habló del lado humano de los mafiosos y se preguntó después qué pasaría "si el mundo o este país estuviera liderado por mafiosos... quizá ya lo está", dijo Chase.

Sally Field, que ganó el Emmy a la actriz dramática por Cinco hermanos (Cuatro y Fox), dedicó su premio "a las madres que esperan con su corazón en un puño, esperan y esperan para ver si sus hijos regresan a casa, regresan del peligro, del combate de la guerra. Si las madres liderasen el mundo, no habría más malditas guerras". Estas últimas tres palabras fueron cortadas en la retransmisión que ofrecía la Fox, no por el contenido político sino porque está prohibido decir "malditas" en prime time.

James Spader se llevó el Emmy a la mejor interpretación dramática por su papel en Boston Legal y el incomparable Ricky Gervais se llevó a Londres el de actor de comedia por Extras (La Sexta).

Con justicia, el galardón a la mejor comedia fue para Rockefeller Plaza (Paramount Comedy), de Tina Fey.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 17 de septiembre de 2007.