El tráfico internacional crece en El Prat más que las rutas interiores

AENA dice que la T-Sur agrupará a aerolíneas de una misma alianza

El tráfico internacional va al alza en el aeropuerto de Barcelona y crece por encima de las conexiones domésticas. En 2005, los vuelos internos aumentaron un 12,5%. Los internacionales, un 8,4%. Este año, el tráfico internacional ha tomado protagonismo, al aumentar un 18,1%. El nacional ha crecido un 10,7%. "Si se mantiene la tónica, a final de año habrá un 50% de tráfico nacional y un 50% de internacional" por primera vez, según AENA.

El director de aeropuertos de AENA, Javier Marín, afirmó que la tendencia es que las conexiones internacionales sigan ganando terreno y, entre éstas, el crecimiento sea superior en rutas intercontinentales. "El Prat está creciendo como hub" o centro de conexiones de vuelos, añadió. En los últimos tres años, la oferta de vuelos intercontinentales ha crecido más del 20%. Al anuncio de American Airlines de una nueva conexión diaria a Nueva York, se suma ahora otra ruta regular hacia México DF de Aeroméxico para fin de año, según anunció ayer el propio Marín.

El directivo de AENA dio algunos ejemplos del reciente incremento: el tráfico con México y República Dominicana se ha duplicado este año, al igual que Finlandia. Destinos como Rumania, Hungría y Croacia han incrementado su demanda hasta un 150%, mientras que el enlace directo con Singapur lo ha hecho en un 77%. De enero a agosto, teniendo en cuenta que en la época vacacional acostumbra a haber un mayor número de destinos lejanos, se han registrado 12 millones de pasajeros internacionales. Supone ya más de la mitad de los desplazamientos (un 53,4% del total) y dos millones más que en el mismo periodo del año anterior. Los desplazamientos en territorio español fueron hasta agosto de 10 millones, medio más que en 2006.

La Terminal Sur, que se adjudicará entre finales de septiembre y principios de octubre, servirá para agrupar a compañías de una misma alianza. El responsable de Aeropuertos Españoles afirmó que sería "lo más lógico", con el fin de convertir El Prat en un centro de conexiones, ya que los enlaces se realizan normalmente entre vuelos de un mismo grupo. A la pregunta de si hay espacio para acoger a las dos alianzas que se la disputan, One World (a la cual pertenece Iberia) y Star Alliance (que integra Spanair) respondió: "Hay espacio para 30 millones de pasajeros, a los que se deben sumar otros 15 de la futura terminal Satélite".

Marín se mostró convencido de que El Prat seguirá atrayendo a nuevas compañías. Por una parte habrá espacio, a diferencia de otros aeropuertos saturados como Francfort y Heathrow. Por otra, El Prat ofrece sus instalaciones a precios más económicos. "Las compañías pagan aquí un 30% menos para poder operar que en otros aeropuertos europeos", afirmó Marín, quien subrayó la importancia de mantener las tarifas competitivas.

T- Satélite en 2012

Los ingenieros están ya redactando el proyecto de la futura Terminal Satélite, hasta hace poco sólo una idea, con el objetivo de que la infraestructura, que costará unos 600 millones de euros, entre en servicio en 2012. Estaba prevista para 2015. Tendrá capacidad para 15 millones más de usuarios y elevará la capacidad total de El Prat a 70 millones. Tendrá forma de Y griega y se ubicará bajo la nueva torre de control. Será una extensión del área de embarque a los aviones de la T-Sur, en la que se realizará toda la facturación.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS