Repsol y La Caixa niegan cualquier pacto con el grupo Suez

La sociedad gala tiene el 11,3% de Gas Natural

Repsol YPF y La Caixa negaron ayer a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), que mantengan cualquier acuerdo con Suez, el grupo energético y de servicios franco-belga. Éste posee un 11,3% de Gas Natural (controlada a su vez por Repsol y La Caixa con un 35,5% y un 30,8% respectivamente) y ha solicitado a la Comisión Nacional de la Energía la preceptiva autorización para sobrepasar el 10% del capital en la gasista, con el límite del 24,9%.

El comunicado enviado a la CNMV por Repsol y La Caixa señala que "no tienen ningún acuerdo con Suez referente a la toma de participación por esta compañía en Gas Natural, al margen, por lo que se refiere a La Caixa, del paquete del 5% que tiene Hisusa, sociedad participada en un 51% por Suez y en un 49% por La Caixa". Para que quede claro el desmarque de Suez, la petrolera y la caja añaden que "La Caixa y Repsol consideran una decisión exclusiva de Suez la toma de una participación minoritaria del 11,4% en el capital de Gas Natural".

Aunque Suez no ha declarado formalmente la voluntad de llegar al límite de participación autorizada en Gas Natural, el movimiento ha desatado, una vez más, las especulaciones sobre las intenciones del grupo en el sector energético español. Uno de los principales accionistas de Suez, el empresario belga Albert Frère, controla también un 5% de la eléctrica Iberdrola, un hecho que atrae la atención sobre las intenciones de Suez y sus posibles alianzas en España.

Por otra parte, Endesa y Repsol YPF, han renegociado los contratos de gas firmados en 2004 para suministrar combustible desde Argentina a la planta de generación de Endesa en Taltal (Chile). El acuerdo pone fin a tres años de pleito entre ambas compañías. El conflicto se inició cuando, en pleno invierno austral, el Gobierno argentino limitó a YPF las exportaciones de gas por las dificultades para atender el suministro interno.

Endesa reclamó a Repsol YPF 268 millones de euros por los perjuicios sufridos por un supuesto incumplimiento de contrato, pero finalmente ambas compañías han acordado renegociar los términos del acuerdo de suministro y el contrato ha quedado cerrado hasta el año 2015, aunque está pendiente de la aprobación de las autoridades argentinas.

Polémica en Argentina

El pacto entre la eléctrica y la petrolera ha sido comunicado por Repsol YPF a las autoridades bursátiles de EE UU, junto con otros detalles del negocio, como que sus costes de producción por barril han crecido y se sitúan en 7,60 euros de media. En 2005, esos costes se situaban en 5,67 euros. En España, los costes han crecido desde los 9,54 euros por barril de 2005 hasta 18,16 euros en 2006.

Por otra parte, el ex ministro de Economía argentino y candidato presidencial Roberto Lavagna presentará hoy -a través del grupo parlamentario que le apoya, la segunda fuerza en el Congreso- una proposición de ley por el trámite de urgencia para que el 25% de YPF sea adjudicado al Estado y no a Enrique Eskenazi, empresario próximo al presidente Néstor Kirchner, informa Jorge Marirrodriga. Lavagna calificó las negociaciones que llevan a cabo Repsol y Eskenazi como una "argentinización ficticia" de YPF y una "privatización entre amigos".

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS