Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Interior refuerza la vigilancia en las zonas turísticas

El Ministerio del Interior ha ordenado reforzar la vigilancia en las zonas costeras y en las localidades turísticas a las que se desplazarán cientos de miles de ciudadanos durante los meses de verano para pasar las vacaciones. Un total de 3.910 agentes del Cuerpo Nacional de Policía y la Guardia Civil tratarán de incrementar la seguridad en la Operación Verano 2007 que, este año, ante la ruptura del alto el fuego de ETA, incluirá también dispositivos especiales antiterroristas en previsión de que la banda pueda iniciar su clásica campaña de atentados veraniegos.

El Ministerio del Interior informó ayer de que el secretario de Estado de Seguridad, Antonio Camacho, ha dado instrucciones para poner en marcha, a partir del próximo 1 de julio, la operación Verano, que se dará por cerrada el próximo 30 de septiembre. La presencia policial se incrementará especialmente en Andalucía, Asturias, Canarias, Cantabria, Cataluña, Comunidad Valenciana, Galicia, Islas Baleares, Madrid y Murcia, así como en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla.

Los objetivos de la operación, en la que participarán 2.161 agentes del Cuerpo Nacional de Policía y 1.749 efectivos de la Guardia Civil, son incrementar la seguridad ciudadana en las zonas turísticas para evitar el aumento de los niveles de delincuencia y atender más rápida y eficazmente a las víctimas de los delitos.

Para ello se reforzará la vigilancia en zonas hoteleras, en las vías de comunicación y en acontecimientos en los que se produzca una gran afluencia de ciudadanos. Las fuerzas de seguridad también adoptarán medidas para facilitar la identificación de ciudadanos extranjeros que sufran sustracciones de documentación y el desarrollo de dispositivos especiales en materia de lucha contra el terrorismo.

El hecho de que el pasado jueves se encontrara un vehículo cargado de explosivos en las cercanías de Ayamonte (Huelva) ha obligado a los agentes a incrementar la vigilancia también en las zonas de playa de la Comunidad Valenciana y Murcia. Desde 1979 hasta 2003, ETA ha organizó 11 campañas contra el turismo preferentemente en la Comunidad Valenciana y Andalucía. El 4 de agosto de 2002 la banda asesinó a un hombre de 57 años y una niña de seis en Santa Pola (Alicante). El 22 de julio de 2003 colocó dos artefactos en dos hoteles de Alicante y Benidorm, causando otros 13 heridos, uno de ellos muy grave.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 25 de junio de 2007